Actualizado 21/05/2021 15:55 CET

Grifols centrará sus esfuerzos en la innovación y crea un equipo directivo específico

Archivo - Grifols centrará sus esfuerzos en la innovación y crea un equipo directivo específico
Archivo - Grifols centrará sus esfuerzos en la innovación y crea un equipo directivo específico - GRIFOLS - Archivo

La empresa quiere "abrir el foco" hacia áreas no plasmáticas

SANT CUGAT DEL VALLÈS (BARCELONA), 21 (EUROPA PRESS)

Grifols prevé centrar los principales esfuerzos en los próximos años en impulsar el área de innovación de la empresa y, en este sentido, creó el pasado enero un equipo directivo específico para lograrlo y que sirve de paraguas a todas las áreas de ciencia de la empresa.

Así lo ha explicado el consejero delegado Víctor Grifols Deu durante la junta general ordinaria de accionistas celebrada este viernes, donde ha asegurado que "los últimos 15 meses han sido muy intensos", en referencia a la pandemia.

Grifols Deu ha apuntado que en "esta nueva era de la empresa toca focalizarse en la innovación" y ha explicado la voluntad de la compañía de abrir el foco hacia áreas no plasmáticas con el objetivo de ponerlas al mismo nivel que las áreas plasmáticas.

Este nuevo equipo está liderado por Albert Grifols Coma-Cros, que lleva más de 20 años en la empresa y que el consejero delegado Raimon Grifols ha definido como una persona "con gran capacidad de liderazgo, con entusiasmo e incansable", durante un encuentro con la prensa tras la junta.

La junta ha aprobado las cuentas de Grifols de 2020, que la empresa cerró con un beneficio neto de 618,5 millones de euros, un 1,1% menos que en el año anterior, y superó de nuevo su récord de ingresos con 5.340 millones, lo que supone un incremento del 4,7%, impulsado por las divisiones de Bioscience y Diagnostic.

SIN INVERSIÓN FIJADA

A pesar de esta apuesta, Grifols Deu ha explicado que no hay un volumen de inversión fijado para llevar a cabo esta apuesta, aunque ha avanzando que puede ir aumentando de manera gradual aunque sin saber "hasta qué punto".

El directivo ha explicado que la voluntad de la empresa es "mantener el producto plasmático muy fuerte" y aumentar la cartera de productos no plasmáticos.

Grifols Deu ha apuntado que la voluntad es "abrir el foco" y, en sus palabras, ir más allá del plasma, como segundo gran pilar de crecimiento de la empresa en los próximos años.

VUELTA A LA NORMALIDAD

La vicepresidenta de tesorería y de relaciones con los inversores de Grifols, Nuria Pascual, ha explicado que el proceso productivo de la empresa es largo, lo que hace que las ventas actuales se resientan de la menor obtención de plasma durante el segundo semestre de 2020 y que, una vez se recupere la normalidad, la translación a las ventas se alargue entre seis y nueve meses.

De todos modos, ha apuntado que en Alemania ya se ha recuperado la normalidad y que el plasma recogido en estos momentos ha alcanzado e incluso mejorado los datos prepandemia.

En Estados Unidos Grifols ha notado las ayudas directas a las familias otorgados por el Gobierno federal, que ha provocado una reducción de las donaciones durante marzo, aunque se prevé recuperar la normalidad en la segunda mitad de este año.

Grifols Deu, por su lado, ha apuntado que hasta el momento no ha habido falta de producto para los pacientes pero ha asegurado que hay que ver "qué pasa en el futuro a corto plazo".

Raimon Grifols ha asegurado que la pandemia "ha hecho más evidente que el plasma es necesario" y que los productos que lo usan como base, también, por lo que a apuntado que se deben buscar maneras de que todos los países tengan acceso a este producto.

En este sentido, la empresa prevé continuar con su plan de expansión internacional y se mantiene alerta a la aparición de posibles oportunidades en el mercado.

DEUDA

Precisamente el plan de expansión y las diferentes inversiones realizadas por Grifols durante 2020 han provocado un aumento de la deuda que se traduce en un aumento de la ratio de apalancamiento.

Sin embargo, Grifols Deu ha asegurado no estar preocupados por esta deuda y ha apuntado que en caso de querer reducirla "es muy fácil" si se dejan de hacer adquisiciones estratégicas.

"No es un problema estructural de no generar caja, es que nuestro hambre de crecer hace que si aparecen opciones interesantes, las hagamos", ha sentenciado.

Para leer más