Actualizado 17/04/2012 21:49 CET

Los incumplimientos del Govern con el Parlament enervan a la oposición

Enric Millo
EUROPA PRESS

El PP acusa al Ejecutivo de tapar "su incompetencia" con mentiras

BARCELONA, 17 Abr. (EUROPA PRESS) -

El anuncio realizado este martes por el Govern de que incumplirá aquellas propuestas de resolución aprobadas por el Parlament en el pleno monográfico sobre los recortes ha enervado a los grupos de la oposición, que han censurado de forma unánime la actitud del Ejecutivo catalán.

Este martes el portavoz del Govern, Francesc Homs, ha sostenido que las votaciones perdidas por CiU conllevan una inversión extra de 1.478,8 millones de euros que "no se puede llevar a cabo", y ha cargado contra la irresponsabilidad que, a su juicio, practican los grupos que presentan estas propuestas.

Visiblemente enojado, el portavoz del PP en el Parlament, Enric Millo, ha cargado con dureza contra el Ejecutivo catalán, al que ha acusado de menospreciar el Parlament y de "no haber superado el trauma" de las votaciones perdidas en el último pleno.

El dirigente popular ha censurado la actitud de Homs, al que ha acusado de mentir con las cifras presentadas este martes: "O miente de forma deliberada, o se piensa que el resto de humanidad es tonta, o las dos", ha zanjado.

En las filas del PP catalán existe malestar con el portavoz del Govern por el tono de sus dos últimas apariciones tras reuniones del Consell Executiu, en las que ha cargado contra los populares por su actitud en el Parlament y por negociar su propia propuesta de pacto fiscal con el Gobierno central.

Millo ha recordado que gran parte de las medidas previstas en las propuestas de resolución aprobadas en el pleno sobre los recortes forman parte del acuerdo presupuestario firmado el 14 de febrero entre CiU y PP: "O no saben leer, o no saben lo que firman, o piensan incumplirlo", ha subrayado.

El portavoz popular ha reiterado la necesidad de que se constituya cuanto antes la reunión de seguimiento del pacto presupuestario de 2012, y, aunque ha descartado fijar un ultimátum al Govern, ha reclamado que en esta primera reunión concrete su voluntad de cumplir los compromisos firmados.

"Hasta que eso no se compruebe nosotros no seremos los que romperemos un acuerdo de forma unilateral.

La pelota está sobre el tejado del Govern y es él quien debe decir si quiere cumplir", ha señalado.

El debate reside en si las propuestas de resolución aprobadas por el Parlament que instan a la Generalitat a "impulsar" varios equipamientos fuerzan al Govern a construirlos en 2012 --lo que explicaría los 1.478,8 millones que esgrime Homs-- o, por el contrario, solo a iniciar los trámites para su construcción.

"MENOSPRECIO" AL PARLAMENT

La portavoz parlamentaria de ICV-EUiA, Dolors Camats, ha cargado también contra el "menosprecio" del Govern hacia el Parlament, y ha reclamado a la presidenta de la Cámara, Núria De Gispert, que salga en defensa de la institución.

Aunque en un tono menos beligerante, Anna Simó (ERC) ha criticado la actitud del Ejecutivo catalán, y ha emplazado a Mas a entenderse con su hasta ahora socio preferente --en referencia al PP-- o a "cambiar su política de ingresos para ampliar el abanico de opciones para pactar".

Desde el Grupo Mixto, Jordi Cañas (C's) ha advertido de que incumplir las propuestas de una Cámara pone en riesgo la democracia, y Alfons López Tena (SI) ha acusado a CiU de tratar al Parlament "como si fuera de su propiedad".

El portavoz adjunto de CiU en el Parlament, Ramon Espadaler, ha sostenido queb quienes faltan al respeto a la institución "son los que han pedido más inversiones", y ha subrayado que el Govern cumple con otras resoluciones aprobadas por la Cámara, como las que hacen referencia al pacto fiscal.