Publicado 13/08/2018 14:12CET

Metges de Catalunya critica condiciones "poco saludables" por calor en ambulatorios

BARCELONA, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

Metges de Catalunya (MC) ha criticado que cuatro centros de atención primaria (CAP) han sufrido "unas condiciones ambientales poco saludables" por averías en los sistemas de climatización, con temperaturas superiores a los 30 grados que han provocado estrés térmico a algunos médicos y pacientes en salas de espera y consultas.

En un comunicado este lunes, el sindicato ha reclamado al Institut Català de la Salut (ICS) que se apliquen planes de contingencia cuando se produzcan incidencias en los equipos de climatización de los centros que aseguren el mantenimiento de la seguridad laboral y la salud de profesionales y pacientes.

MC ha constatado que varios ambulatorios han estado más de 15 días con temperaturas superiores a los 27 grados que establece la norma vigente y, en concreto, se han visto afectados los CAP de Pineda de Mar, Tordera, Canet de Mar (Girona) y Torreforta (Tarragona), en los que la situación ha sido "especialmente grave" durante la reciente ola de calor.

Los médicos han alertado de las incidencias a las direcciones de los centros y a las unidades básicas de prevención (UBP), pero "las soluciones han tardado en llegar", especialmente en los CAP de Pineda de Mar y Tordera, y no se han aplicado medidas organizativas para paliar la incidencia de las altas temperaturas en la prestación de servicios.

Según los delegados de salud laboral del sindicato, la respuesta de los responsables de los centros ha sido en muchos casos pedir "paciencia" a los profesionales, han lamentado.

ASEGURAR EL CONFORT

Ante el hecho de que las averías pueden ocurrir, la organización ha pedido que haya un plan definido y consensuado con el servicio de prevención de riesgos laborales para que cuando la climatización no sea la adecuada --ya sea verano o invierno-- se activen protocolos de actuación para asegurar la seguridad y el confort térmico mientras no se solucione la incidencia.

Entre estas medidas ha propuesto cambios de ubicación de las consultas, disminución de la actividad asistencial, incremento de los descansos del personal, y la provisión de equipos de sustitución por parte de las empresas de mantenimiento, entre otras.