Mora (CTesc) prefiere un acuerdo de diálogo social sobre el SMI que una "legislación unilateral"

Archivo - El presidente del Consell de Treball, Econòmic i Social de Catalunya, Toni Mora.
Archivo - El presidente del Consell de Treball, Econòmic i Social de Catalunya, Toni Mora. - David Zorrakino - Europa Press - Archivo
Publicado: lunes, 2 enero 2023 10:03

   Pide planes de choque para las personas vulnerables

   BARCELONA, 2 Ene. (EUROPA PRESS) -

   El presidente del Consell de Treball, Econòmic i Social de Catalunya (CTesc), Toni Mora, ha asegurado que es mejor alcanzar acuerdos entre sindicatos y patronales sobre las subidas del salario mínimo interprofesional (SMI) que "una legislación unilateral del Gobierno".

   Por eso, en una entrevista de Europa Press ha pedido un "esfuerzo de los agentes sociales para alcanzar acuerdos" sobre este tema.

   En cuanto a la posibilidad de un SMI catalán, ha dicho que "debería ser un elemento fuerte de negociación" en el diálogo social catalán, y ha celebrado que se alcanzara un acuerdo entre patronales y sindicatos sobre la propuesta de Presupuestos de la Generalitat 2023.

   Ha constatado que en Catalunya el coste de vida es más alto y que "cuando se firman convenios estatales, los trabajadores y los empleados quedan insatisfechos" por tener que cuadrar salarios con empresarios y empleados que tienen circunstancias diferentes, según él.

   "Si hubiese un salario mínimo catalán, marcaría una línea de negociación colectiva más propia del marco de concertación catalán", ha añadido.

POBLACIÓN INVISIBLE

   Mora ha alertado de que en la negociación colectiva "hay una diferencia demasiado evidente" entre las subidas pactadas y la inflación, y que hace falta ayudar a una parte invisible de población que aún no había salido de la anterior crisis y que tiene mucha precariedad, afirma.

   "Necesitamos planes de choque", ha subrayado, y ha pedido que el ingreso mínimo vital llegue a donde debería llegar, y que los fondos lleguen a donde más se necesitan.

SEMANA DE 4 DÍAS

   Sobre la posibilidad de implantar una semana laboral de cuatro días, ha pedido más coordinación entre administraciones y que se debata en el marco del diálogo social, ya que toca "jornada laboral, sueldos y productividad".

   Mora ha pedido no quedarse en la división "8-8-8" y plantear opciones; por ejemplo, trabajar más de 8 horas una jornada a cambio de más días de vacaciones.

   En todo caso, ve necesario que se pueda llevar a cabo sin ayudas públicas, como bonificaciones fiscales, especialmente en el caso de las pymes.

Contador

Más información