Actualizado 31/01/2014 13:15 CET

Menos inmigrantes piden residir en Barcelona

Subdelegado del Gobierno E.Ablanedo y Elena Nieto
Foto: EUROPA PRESS

Un total de 613 extranjeros fueron expulsados de la provincia en 2013, el 90% con antecedentes penales

   BARCELONA, 31 Ene. (EUROPA PRESS) -

Un total de 131.726 inmigrantes solicitaron un permiso de residencia en la Oficina de Extranjería de Barcelona en 2013 lo que representa un descenso.

   Concretamente, del 14% respecto al año anterior, y 22.833 pidieron renovar un permiso ya conseguido, un 16% menos.

   Lo ha explicado este viernes el subdelegado del Gobierno en Barcelona, Emilio Ablanedo, a la luz del balance anual de actividad de la oficina, que es "la que más expedientes tramita de todo el Estado".

   Ablanedo ha manifestado que la caída de solicitudes se debe a que se ha frenado la llegada de inmigrantes a la provincia de Barcelona: "De los 300.000 expedientes que tramitamos en 2006 hemos pasado a 131.725".

   Ha justificado el descenso de la actividad de la oficina a la mitad porque "ahora se ofrece un servicio de más calidad y se puede fortalecer la lucha contra el fraude" en los procesos de regulación de inmigrantes, y se ha podido reducir el tiempo de espera.

   "Estamos muy orgullosos porque cada vez hay más percepción de que el fraude no queda impune y lo hemos reducido", ha valorado, y ha explicado que sólo se han derivado a la Dirección General de Policía por sospechas el 17% de las 15.496 solicitudes de residencia por ser pareja de un ciudadano de la UE, de las que han resultado fraudulentas un 15,4%.

   También se ha reducido el fraude por parte de aquellos ciudadanos que piden un permiso de residencia con contratos laborales en empresas ficticias.

PROCEDIMIENTOS SANCIONADORES

   Además de las solicitudes y las renovaciones, también se han reducido los procedimientos sancionadores en 2013, teniendo en cuenta que se registraron un total de 5.774, un 16% menos que el año anterior.

   Del conjunto de expedientes sancionadores, el 44% (613 personas) culminaron en expulsión --el 90% tenían antecedentes penales--, el 34% en sanción y el resto todavía se encuentra en trámite.

   También han caído las peticiones de residencia por circunstancias excepcionales, principalmente por arraigo y protección internacional: en 2013 se tramitaron 11.582 solicitudes, un 24% menos que el año anterior, de las que se resolvieron favorablemente el 57%.

   Las solicitudes de reagrupación familiar han descendido un 20% entre 2012 y 2013 --la caída se dispara un 80% si se compara con 2008--, un proceso para el que Ablanedo ha recordado que se necesita acreditar unos ingresos mínimos y una vivienda "adecuada"; se han resuelto favorablemente el 67,6% de peticiones.

   "Lo que sí que se ha incrementado son las peticiones para tener una residencia de larga duración después de haber agotado los cinco años de permiso temporal", ha dicho Ablanedo, que ha asegurado que en 2013 se registraron 41.085 solicitudes de este tipo, un 13,5% más que el año anterior --el 93% se han resuelto favorablemente--.

ESTUDIANTES EXTRANJEROS

   Ha revelado que la provincia de Barcelona concentra el 26% de los extracomunitarios que estudian en España, con 10.980 alumnos registrados en 2013.

   La cifra ha caído un 1,4% respecto al año anterior, como también han descendido las peticiones de renovación para estudiar en la provincia de Barcelona, concretamente un 5,17%.

MÁS RESIDENTES LEGALES

   Actualmente, en la provincia de Barcelona hay 853.000 residentes legales extranjeros, una cifra que ha aumentado teniendo en cuenta que en 2012 había 806.108.

   Por nacionalidades, principalmente hay residentes marroquíes (169.000), seguidos de ecuatorianos, italianos, chinos, paquistaníes y bolivianos: el 66% están en régimen extracomunitario y el 34%, comunitario.