Actualizado 28/11/2007 19:41:27 +00:00 CET

Tura dice que la masificación bajará con las nuevas cárceles y prioriza los derechos humanos de los internos

BARCELONA, 28 Nov. (EUROPA PRESS) -

La consellera de Justicia, Montserrat Tura, subrayó hoy que la masificación existente en las cárceles catalanas bajará tras la puesta en marcha el pasado junio de Brians-2 y la inauguración en 2008 de la prisiones de Els Lledoners y de jóvenes de Quatre Camins, y remarcó la importancia de garantizar los derechos humanos de los internos.

Tura se reunió hoy con los representantes sindicales de UGT, CC.OO. y CATAC, que se concentraron ante el Parlament para denunciar la "escalada de agresiones" de internos peligrosos contra los trabajadores y criticaron las últimas instrucciones de la conselleria sobre registros a presos.

"Coincidimos en un cosa, que es la de poner de manifiesto y de dar a conocer a toda la sociedad la importante tarea que están haciendo, y que no es fácil", indicó Tura, quien recordó que algunas de las quejas que plantean los trabajadores ya están siendo contrarrestadas con el esfuerzo del Govern.

Admitió que es cierto que ahora existe masificación porque hacía mucho tiempo que no se construían nuevas instalaciones penitenciarias, pero confió en solucionar la situación en unos meses gracias a la inauguración de nuevos centros.

Respecto al hecho de que en los registros a los internos tenga que estar presente un Jefe de Servicio, Tura remarcó que "todo lo que sea actuar sobre la intimidad de los internos se tiene que hacer con todas las garantías del mundo". "En eso estamos de acuerdo ellos y nosotros", señaló la consellera, que reconoció que es posible que las cosas "a veces se tengan que perfilar y no se vean exactamente igual".

Añadió que, en materia de personal, en 2008 se incorporarán unos 1.500 trabajadores por la puesta en marcha de nuevos centros, algo que "no se ha producido nunca en la historia".