Actualizado 25/07/2012 20:41 CET

María José Campanario acata la sentencia del Supremo

Foto: EUROPA PRESS Ampliar foto

MADRID, 25 Jul. (EUROPA PRESS)

   "Acato la sentencia. Quiero pasar página". Estas han sido las palabras de María José Campanario tras conocer la sentencia del Tribunal Supremo que la condenaba a un año y once meses de prisión dentro de la 'Operación Karlos'.

   En declaraciones a los diarios El Mundo y ABC, recogidas por la revista Diez Minutos, Campanario asegura que se ha cansado de luchar por su inocencia y que, a pesar de que su marido, Jesulín de Ubrique, y su abogado le animan a seguir en la batalla judicial, ella quiere "cerrar este capítulo por mí y por mi familia".

   De hecho, María José no recurrirá la sentencia a pesar de tener muy clara su inocencia: "Ese sentimiento no me lo va a quitar nadie con sentencia o sin ella".

   A pesar del fallo, la esposa de Jesulín y su madre, Remedios Torres, también condenada, no irán a la cárcel ya que ninguna de las dos tiene antecedentes penales y la sentencia es inferior a 24 meses de prisión.

   Pero este bache en su vida no le impedirá celebrar su aniversario de boda con Jesulín, que cumplen diez años de casados el próximo 27 de julio. "Ha sido un tiovivo", así hace balance María José de su matrimonio. "Unas veces arriba y otras abajo. Mi marido tiene un carácter muy complicado, muy fuerte. Yo también", afirma.

   La mujer del diestro asegura que se casó para "toda la vida" y que "ojalá duremos muchísimo así de tranquilos" ya que en diez años no han tenido "ni una sola crisis".

   María José niega rotundamente que su marido sea un mujeriego y apunta a que la prioridad de la pareja son sus dos hijos, Julia y Jesús, de nueve y cinco años, respectivamente.

   Entre los planes futuros de María José Campanario se encuentra seguir en septiembre con los estudios de Protésico Dental, aunque ahora dedicará su tiempo a sus hijos, "que les hago mucha falta".