Así fue el regreso de la Mostra de València para volver a su "esencia"

Filippou recoge la Palmera de Honor de la Mostra
MOSTRA VALÈNCIA
Publicado 19/10/2018 11:29:28CET

VALÈNCIA, 19 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Mostra de València ha dado el pistoletazo de salida a su 33 edición, en la que pretende recuperar, "con ilusión y fuerza", la "esencia" con la que el certamen nació en 1980: proyectar "las voces de todas las orillas del Mediterráneo".

Tras un parón de seis años, el festival celebró durante la noche de este jueves su gala de inauguración en el Palau de la Música de València, que recibió a autoridades como el conseller de Cultura y Educación, Vicent Marzà; el alcalde de la ciudad, Joan Ribó, y ediles como Glòria Tello o Pilar Soriano. Desde el mundo de la cultura, no faltaron a la cita representantes de la escena local y el equipo de la película inaugural, 'M'esperaràs', encabezado por su director, Carles Alberola.

Este sello valenciano de la velada se fundió con la multiculturalidad de la cuenca mediterránea desde el inicio de la ceremonia, a través de un montaje de imágenes que hermanó los paisajes de la región, sus habitantes, su herencia cultural, la gastronomía y sus orillas. En línea con la tónica de la gala, los presentadores María Minaya y Miquel Vinyoles alternaron valenciano, castellano, inglés y francés para internacionalizar la Mostra, "'la nostra'", insistieron a lo largo de la noche.

El alcalde salió al escenario y dedicó sus primeras palabras a mostrar su "plena confianza" en los efectivos de Protección Civil y "todos" los que trabajaban durante la noche para paliar los efectos de la gota fría en la ciudad, una tormenta que dejó su impronta en la gala con varias hileras de butacas vacías.

Joan Ribó celebró que la Mostra de València "vuelva tras seis años de ausencia a la vida cultural de la ciudad". Así, hizo hincapié en que el Ayuntamiento "devuelva a la ciudadanía" un festival que "nació con el primer gobierno democrático" de València para convertir la capital del Turia en "referente del Mediterráneo". El primer edil destacó de la Mostra su "vocación de promover la cultura cinematográfica y la identidad mediterránea" y "establecer lazos de amistad" entre unas países cuya frontera marítima "se ha convertido en una tumba insalvable".

"VOCES DE TODAS LAS ORILLAS DEL MEDITERRÁNEO"

Desde la organización del certamen, su directora técnica, Rosa Roig, explicó que la Mostra regresa "con el espíritu con el que se concibió en 1980". La 33 edición, tras años sin proyectar en la ciudad, pretende "ir a la esencia" del festival, "a su concepto más básico y que parte de su propia definición". Un certamen "para la ciudadanía y pensado para una ciudadanía diversa", que dibuja la "mirada única de los creadores" y plasma, a través de las cintas de sus secciones, "las voces de todas las orillas del Mediterráneo".

De esta forma, la Mostra de València "vuelve con ilusión y fuerza", en una "apuesta decidida por la esencia mediterránea" y para "convertir València, durante diez días, en el epicentro de la cultura cinematográfica del Mediterráneo", recalcó Roig.

EFTHIMIS FILIPPOU RECOGE LA PALMA DE HONOR

Uno de los momentos más esperados de la gala fue la entrega de la Palma de Honor de la Mostra al guionista griego Efthimis Filippou. Después de la proyección de una selección de escenas de algunas de sus cintas más conocidas, como 'Langosta', 'Canino' o 'El sacrificio de un ciervo sagrado'.

El cineasta recogió el galardón y bromeó sobre su peso. Se mostró "muy honrado" de recibir este "interesante y pesado premio", que "pertenece a mucha gente" y dedicó, en especial, al director Yorgos Lanthimos, con el que ha colaborado en las cintas cumbre de su filmografía. "No creo que haya recibido ningún premio antes, es un momento realmente raro", reconoció.

"SEGUNDAS OPORTUNIDADES"

El audiovisual valenciano cerró la velada con la primera película del dramaturgo Carles Alberola, 'M'esperaràs'. El artista y actor salió al escenario junto al resto de protagonistas de su debut como director en la gran pantalla, Cristina García, Alfred Picó y Rebeca Valls.

Alberola se congratuló "como ciudadano" de que la Mostra "vuelva a ser una realidad" y puso en valor que inaugure su nueva etapa con un largometraje "cien por cien valenciano", "hecho por gente de aquí". "Gran parte del equipo está aquí en el patio de butacas", detalló, antes de reivindicar "apoyo" a la industria valenciana.

Precisamente, 'M'esperaràs?', según destacó, "habla de las segundas oportunidades" y de la "ficción", un "territorio que necesitamos como el aire para respirar". Y con estas dos ideas, la Mostra de València volvió a proyectar en la ciudad.