Oltra: "El único día que me preocupé por el pacto fue cuando PSPV exploró la vía de C's"

Publicado 04/07/2015 11:53:38CET
Mónica Oltra en las dependencias de la Vicepresidencia del Consell
EUROPA PRESS

La portavoz del Consell asegura que es tiempo de construir pero para eso, "a veces primero hay que quitar la podredumbre anterior"

   VALENCIA, 04 (EUROPA PRESS)

   La vicepresidenta y portavoz del Consell, Mónica Oltra, ha asegurado que el camino andado para conformar un nuevo gobierno de izquierdas en la Generalitat ha sido "intenso, a veces tenso, pero muy satisfactorio", aunque ha afirmado que "siempre" creyó que el pacto "no podía estar en peligro por una cuestión matemática". De hecho, confiesa: "solamente que me preocupé mucho y tuve dudas", que fue cuando el PSPV "exploró la vía de Ciudadanos".

   "La razón me decía que no era posible -- el pacto entre PSPV y C's-- porque la gente no quería eso" y "entendía que era un pacto antinatura". Además, añade, "las matemáticas no daban" para sumar la mayoría necesaria en las Corts para apoyar un gobierno.

   Oltra, en una entrevista a Europa Press tras ser nombrada vicepresidenta del nuevo Consell, ha explicado que todavía está "aterrizando" en sus nuevas responsabilidades ejecutivas y se encuentra en un punto a medio camino entre "lo esperanzado y lo incrédulo con todo lo que está pasando".

   Del presidente, Ximo Puig, la número dos del Consell recalca que tenía antes "una imagen de él muy parecida" a la que se está encontrando ahora. "No sé si al revés pasaba igual", ha comentado Oltra, quien ha apuntado que Puig es una persona "conciliadora y afable, con la que es fácil dialogar". Además, su admiración hacia los modelos nórdicos "me acerca mucho a él", ha agregado.

"TENDREMOS MOMENTOS DULCES Y AMARGOS"

   Oltra ha afirmado que "la relación humana y política es de mucha sintonía", aunque ha apuntado que cuatro años "son muy largos y no todo serán flores y violas. Tendremos momentos más dulces y más amargos", y "afrontar las adversidades es complicado pero también une" tanto a nivel personal como político, ha aseverado. En este sentido, ha apuntado que la manera de conformar un gobierno de coalición es "ser conscientes de que nadie tiene la verdad absoluta".

   En relación a la visibilidad que tanto ella como Puig tendrán en cada uno de sus cargos, Oltra ha dicho que no es algo que se plantee porque "está muy compartida". "Además, vamos en parejita", bromea, para añadir que han estado "muchos días pegados el uno al otro".

   Además, la tensión también ha sido interna en Compromís a costa de la elección del conseller de Educación, cargo para el que Enric Morera confirmó a Gràcia Jiménez, aunque al final resultó ser Vicent Marzà. Sobre este asunto, Oltra ha explicado que se valoró "la línea política que había que defender en el Consell" y que fuera un perfil de persona joven porque ellos tienen un espectro de votantes jóvenes "y eso debe tener un reflejo" en el Gobierno.

   Tras varias semanas de declaraciones cruzadas, ruedas de prensa de última hora, desacuerdos y nombres que han estado encima de la mesa pero que han acabado por quitarse, el Consell quedó conformado esta semana. Para celebrarlo, Oltra recuerda que llegó a su casa, se tomó una copa de vino y se sentó en el balcón "a ver las estrellas y la luna", de "'relax' total", ha confesado.

"BUENAS NOCHES VICEPRESIDENTA"

   De mitad del proceso, destaca una anécdota familiar: "Hace tres semanas, mi hijo pequeño, durante la cena me preguntó por qué no me dejaban ser presidenta. Me quedé mirándolo y le dije que le daba el teléfono de un señor que se llama Ximo y hablara con él". "Ahora ya está contento y el otro día cuando llegué a casa, mi hijo mayor me preguntó cómo me tenían que llamar y le dije que mamá, y cuando se fue a dormir me dijo: Buenas noches vicepresidenta".

   Ahora, con el nuevo gobierno ya "tenemos la posibilidad de hacer aquello con lo que durante mucho tiempo soñamos y luchamos en condiciones muy violentadas porque el camino de la oposición en los últimos años de Gobierno del PP fueron muy duros".

EL LEGADO DE BLASCO Y COTINO

   En este sentido, asegura ser consciente de que es tiempo de "construir" pero que "a veces, antes de construir primero hay que quitar la podredumbre anterior". Al respecto, ha comentado que en su conselleria se ha encontrado "algunos legados de --Rafael-- Blasco y --Juan-- Cotino" relacionados con un "entramado para favorecer un grupo empresarial vinculado a los intereses de Cotino" en el ámbito de las residencias para la tercera edad.

   Oltra ha advertido de que esta cuestión la estudiarán "con la Abogacía de la Generalitat" porque "hay un pinzamiento jurídico por unos contratos que son claramente favorecedores de unos intereses empresariales". Así, aunque no sabe si se pueden revertir, "por lo menos" lo intentarán, ha asegurado.

   Por otro lado, Oltra ha señalado que "no han parado de llegar" informaciones al grupo parlamentario con denuncias anónimas contra la gestión del Consell del PP. Al respecto ha señalado que "en la medida que sea verificable, iremos a la Fiscalía para que actúe como defensa pública".

ABOGACÍA DE LA GENERALITAT

   El papel de la Abogacía de la Generalitat para estos casos, ha dicho, es algo que tienen que sentarse a tratar los socios de gobierno, aunque ella aboga por "delimitar" su función: "No sé hasta qué punto es necesario que esté la Abogacía y la Fiscalía porque son dos acusaciones. Igual gestionamos mejor los recursos si la Abogacía se dedica a otras cosas", ha argumentado.

   De todas maneras, "la Abogacía debe estar en estrecho contacto con la Fiscalía, sobre todo a la hora de determinar el daño material porque queremos que se devuelva el dinero, hasta el último céntimo", ha advertido.