Pequeño comercio ve un "desastre" cerrar al tráfico el centro de València en Navidad

Rafael Torres junto a la secretaría autonómica de Economía y presidente de Avacu
EUROPA PRESS
Publicado 21/12/2018 12:46:57CET

VALÈNCIA, 21 Dic. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente de patronal del pequeño comercio valenciano Confecomerç CV, Rafael Torres, ha tachado de "desastre e irresponsabilidad" la decisión de la Concejalía de Movilidad Sostenible, que dirige Giuseppe Grezzi, de cerrar al tráfico el entorno de la plaza del Ayuntamiento en determinadas fechas de Navidad, porque "si colapsamos el centro de esta manera, va a arruinar la campaña" de ventas. Así, se ha dirigido a la corporación municipal para aseverar: "Gobernamos para todos y no para uno mismo".

Así lo ha manifestado este viernes durante una rueda de prensa sobre los efectos de la falsificación de productos, preguntado por el cierre del tráfico en los alrededores de la plaza del Ayuntamiento los días 22, 23, 24, 29 30 y 31 de diciembre y el 5 y 6 de enero, una medida que desde el consistorio afirmaron que se ha tomado "en atención a las propuestas de la ciudadanía y los comerciantes".

Torres ha explicado que su crítica está "focalizada" en la Concejalía de Movilidad Sostenible y Alcaldía, "porque al final es la "responsable máxima". Ha lamentado que se tome "otra decisión sin consenso alguno" y "sin diálogo con nadie". "Lo peor es que leí en prensa que era a petición de comerciantes y vecinos", ha indicado, antes de negar que sea la voluntad del sector: "Seríamos tontos, estaríamos tirando piedras a nuestro tejado".

El presidente de Confecomerç ha hecho hincapié en que el corte del tráfico coincide con los "días de más intensidad de tráfico", por lo que "va a ser un caos". "La gente es libre de coger el automóvil y no lo puedes impedir", ha recalcado, antes de advertir que "ya hay atascos" y de recordar que vendedores del Mercado Central de València irrumpieron en protesta este jueves en el Ayuntamiento, durante la celebración del pleno municipal de diciembre.

Rafael Torres ha indicado que este viernes, sobre las 14.00 horas, se celebrará una reunión con representantes municipales a la que "espera" que asista el alcalde, Joan Ribó. "Intentaremos convencerles de que es un gravísimo error", ha avanzado, al tiempo que ha añadido: "Esperamos que tiren para atrás" la medida, ha señalado.

"NOS VA A ARRUINAR LA CAMPAÑA"

En esta línea, ha insistido en el "error" que supone el cierre del tráfico por la afluencia de ventas los días 22,13, 24, 28, 30 y, sobre todo, el día 5 de enero, que es "probablemente el de más ventas del año". "Si colapsamos el centro de esta manera, nos va a arruinar la campaña", ha alertado, al tiempo que ha agregado que "esto no es un juego".

"Hay que dialogar más y pensar menos que la ciudad es propiedad de uno", ha reclamado. Ha lamentado que la entidad se "enterara de rebote": "Preguntamos al concejal, nos dijo que no estaba cerrado, y luego nos desayunamos con la noticia en prensa".

En este sentido, ha indicado que pidieron al consistorio que "reconsiderara la decisión" y que no lo ha hecho, así como que reforzara el transporte público durante esos días y se llevara a cabo una campaña de información al respecto. "¿Por dónde se van a desviar las líneas (de autobús)? Seguimos sin saberlo. ¿El ciudadano no tiene derecho a saberlo? ¿Ese es el respeto que se tiene?", se ha preguntado.

El comercio "se va a ver afectado por una concejalía y un gobierno que dicen que protegen al pequeño comercio", ha recriminado, al tiempo que ha remarcado que "lo único que genera es caos y un deterioro importante de la campaña".

Contador