El precio del alquiler se ralentiza pero sigue subiendo en València y Castelló

Publicado 15/01/2020 14:34:46CET
Vivienda en València
Vivienda en València - ARCHIVO

Inmobiliarias piden al nuevo Gobierno que implante mecanismos para incentivar la demanda

VALENCIA, 15 Ene. (EUROPA PRESS) -

El precio del alquiler frenó su subida en el último trimestre de 2019 en la Comunitat Valenciana, con un incremento del 6,82% frente al 10,37% del mismo periodo de 2018, aunque siguió creciendo en las ciudades de València (+11,76%) y Castelló de la Plana (+9,46%) hasta picos de casi 800 euros por vivienda, según la Asociación de Inmobiliarias de la Comunitat (Asicval).

Paralelamente, el coste del metro cuadrado en la compraventa de vivienda usada experimentó una "congelación" de octubre a diciembre, al bajar de media un 0,86% frente a la subida del 9,37% en 2018, de nuevo con ascensos en València (+9,84%) y Castelló (+13,92%).

Las casi 800 inmobiliarias de Asicval creen que estos datos reflejan un "cambio de ciclo", a la espera de la evolución en los primeros meses de 2020. "Estábamos ya en el límite de lo que los compradores podían asumir", ha destacado en la presentación la presidenta de la asociación y de la Federación de Asociaciones Inmobiliarias de España (FAI), Nora García Donet.

De producirse esta tendencia, las agencias auguran que la bajada no será significativa ni "tan brusca como en la burbuja inmobiliaria anterior", pues los precios no suben en la misma medida y la concesión de préstamos hipotecarios es más favorable por el estado de los tipos de interés: "El panorama va a ser mucho más estable".

En el alquiler, "el principal problema", las inmobiliarias ven "saludable" la ralentización porque las altas y prolongadas subidas constituían una "emergencia social". Piden así al nuevo Gobierno que baje los impuestos y busque fórmulas "imaginativas", como en otros países, para garantizar el derecho a una vivienda digna, como avales para inquilinos e incentivos fiscales para los propietarios que ajusten los precios.

Asicval también rechaza una posible limitación obligatoria de los precios del alquiler, ante el riesgo de que produzca un efecto contrario: menos viviendas en el mercado y mensualidades más caras, aunque sí aboga por implantarla para fondos buitre y entidades bancarias.

En el proceso de compraventa, las agencias constatan un aumento del tiempo medio, hasta el 40% en València, y advierten que son "inadmisibles" las operaciones que llegan a alargarse nueve meses por el "tira y afloja" entre el precio de salida y el final, tras las "ofertas mucho más agresivas" que se produjeron en 2019.

ALQUILERES MÁS BARATOS EN ALICANTE

Según los datos de Asicval, la mensualidad de los nuevos alquileres de viviendas volvió a registrar una subida generalizada en el cuarto trimestre de 2019, aunque menos pronunciada. El precio medio de los alquileres en octubre, noviembre y diciembre aumentó un 6,82%, de 563 a 601,4 euros, una ralentización progresiva que se da en las tres provincias: +9,45% en Valencia, +4,03% en Alicante y -0,71% en Castellón.

Destaca la situación de la ciudad de Alicante, que pasó de la subida del 15,76% en el último trimestre de 2018 a una ligera bajada del 2,65%, de 652,4 a 635,1 euros. En València capital, de casi el 30% a un aumento del 11,76%, de 709,9 a 793,4 euros. Y en Castelló, de un 3,16% a un 9,46% al subir los alquileres de 457,6 a 500,9 euros.

Por barrios, los alquileres subieron en el conjunto de 2019 en toda València, sobre todo en Rascanya (+181,1 euros), a excepción del "frenazo" en Ciutat Vella (-88,5). Las inmobiliarias creen que se debe a que los inquilinos prefieren el centro o viviendas con nuevos equipamientos en las afueras.

REVERSIÓN DE PISOS TURÍSTICOS EN VALÈNCIA

Sobre los pisos turísticos, estas agencias constatan una reversión de este tipo de alquileres en la ciudad de València por la regulación más restrictiva. "Hay gente que ya se ha cansado; no sale tan rentable como parece", ha ilustrado la titular de Asicval.

Por otro lado, en la compraventa, el balance recoge que el precio del metro cuadrado en la Comunitat sufrió una reducción marginal del 0,86%, de 1.049,1 €/m2 a 1.040,1, frente a la subida de nueve puntos más en el mismo periodo de 2018.

Alicante sigue a la cabeza de las tres provincias con una media de 1.139,1 €/m2 (+0,5%), seguida de València con 982,6 euros (+1,09%) y Castellón con 867,7 euros (-0,91%). La evolución trimestral también refleja una bajada moderada de precios.

En cambio, el comportamiento del mercado es diferente en las tres capitales de provincia. En Alicante, el precio por metro cuadrado bajó un 6,27% en el cuarto trimestre, de 1.227,3 euros a 1.150,3, mientras subió tanto en Castelló (+13,92%, de 797,7 a 908,7) como en València (+9,84%, de 1.457,1 a 1.600,5).

Dentro del 'cap i casal', todos los barrios acabaron el año con precios más caros, salvo Benimaclet (-24,8%) y El Pla del Real (-16,9%), con las subidas más acusadas en Extramurs (29%), Benicalap (28,4%) y Patraix (24%).

Contador