La red de emancipación para jóvenes extutelados terminará la legislatura con el doble de plazas que en 2015

Mónica Oltra en la rueda de prensa del pleno del Consell
GENERALITAT VALENCIANA
Actualizado 05/01/2019 11:49:29 CET

VALÈNCIA, 5 Ene. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, ha asegurado que la red de emancipación para jóvenes extutelados "terminará la legislatura con el doble de plazas de las que existían en 2015". El aumento de plazas ha supuesto "casi quintuplicar el presupuesto hasta los más de 3 millones de euros".

Oltra ha avanzado este sábado que uno de los "retos" a abordar a lo largo de 2019 es la consolidación de la red para la transición a la vida independiente y emancipación de los chicos tras su paso por el sistema de protección, informa la Generalitat en un comunicado.

Este año, el proyecto de emancipación pasará a ser gestionado a través del concierto social, lo que "garantiza la estabilidad en la financiación y se mejora también la calidad de los servicios prestados". Para la titular de Igualdad, esto "permite una relación más sana y objetiva con las entidades, alejada de prácticas clientelares como sucedía anteriormente".

El objetivo del proyecto de emancipación es apoyar su proceso de transición a la vida adulta hasta como máximo los 25 años, "y siempre que exista un compromiso y capacidad de esfuerzo para su plena inserción social y laboral y autonomía personal".

Bajo este prisma, Oltra ha resaltado que el proyecto de emancipación supone un acompañamiento "acorde a las necesidades de estos chicos", que se establecerá dentro de una continuidad de mayor a menor apoyo o de menor a mayor independencia.

Para ello, Igualdad contará con profesionales especialistas que facilitarán la conexión transversal con los recursos que permitan el crecimiento personal integral y holístico de las personas jóvenes para el acceso a una vida independiente, "siempre junto al esfuerzo y tesón de cada una de ellas".

La red se enmarca en el nuevo modelo de atención a la infancia y a la adolescencia puesto en marcha este año por la Conselleria, que Oltra ha destacado que ha supuesto "un cambio estructural y conceptual, pasando de tipología de centro a tipología de programa".

En 2017, Igualdad ha triplicado su presupuesto respecto a 2015 en los programas de emancipación y autonomía personal: de 214.070 euros a más de tres millones, lo que supone pasar de 62 a un total de 124 plazas. Paralelamente, Oltra ha indicado que la Generalitat ha procurado apoyar a este colectivo de personas jóvenes mediante su consideración de colectivo preferente o prioritario en contextos como en la solicitud de ayudas de empleo o de la renta de inclusión.

ATENCIÓN INDIVIDUALIZADA Y PARTICIPACIÓN ACTIVA

La red de emancipación, que se implementará definitivamente a principios de este año, se estructura en torno a dos ejes: programas de atención individualizada y adaptada a la situación personal y programas de participación activa.

Oltra ha adelantado que se estructurará de forma "permeable y flexible" a diferentes recursos e itinerarios que se adaptan a cada persona joven atendida, con dos tipos de recursos: los hogares de emancipación y las unidades externas de emancipación.

Los primeros ofrecen un servicio de carácter residencial y educativo a jóvenes de 16 a 25 años, como una alternativa de alojamiento para completar los programas de preparación para la vida independiente de los que proceden del sistema de protección. Con carácter general, la permanencia en el hogar tendrá una duración de un año, con posibilidad de prorrogarse en períodos de 6 meses, para servir de puente y transición a un recurso propio y definitivo.

El personal variará en función del número de plazas. Así, un hogar de cuatro plazas dispondrá de un educador social, un técnico de servicios a la comunidad y un trabajador social a media jornada, mientras que el de seis plazas contará con una media de 1,5 educadores sociales, un técnico de servicios a la comunidad y un trabajador social a media jornada.

Por su parte, las unidades externas de emancipación de carácter ambulatorio trabajarán junto a los hogares de emancipación para ofrecer atención, apoyo, orientación y coordinación social, laboral, psicológico y jurídico con el objetivo de facilitar el proceso hacia la autonomía personal. Desarrollarán una actuación coordinada con proyectos y recursos, tanto públicos como privados.

Están dirigidos a residentes en la red de hogares de emancipación que lo requieran, jóvenes que hayan contado con alguna medida jurídica de protección, personas en guarda o tutela mayores de 16 años con medida de protección de acogimiento familiar y mayores de edad que hayan cumplido una medida judicial y cumplan con los requisitos.

Estas unidades dispondrán de diferentes figuras profesionales que prestarán una atención directa de carácter individual o grupal, que comprende atención legal y administrativa, psicológica y social y laboral. Para ello, contarán con letrado, trabajador social, psicólogos, auxiliar administrativa y una persona orientadora laboral, cuya ratio variara en función de la localidad de atención.

Contador