Alicia Moreno tras su salida del Ayuntamiento: "Lo de ser independiente y mujer no mola, ni los tuyos te apoyan"

Actualizado 29/12/2011 14:39:54 CET

MADRID, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

"Lo de ser independiente y mujer no mola porque ni los tuyos te apoyan. No se fía de ti nadie si no estás afiliado". Así de rotunda se ha mostrado Alicia Moreno Espert, que ha decidido dejar su cargo como delegada de las Artes del Ayuntamiento de Madrid en el mismo momento en que conoció que Alberto Ruiz Gallardón se convertiría en el nuevo ministro de Justicia del Gobierno de Mariano Rajoy.

En una entrevista concedida a Europa Press, Moreno ha explicado que cuando Gallardón se despidió hace unos días de su equipo en la alcaldía de la capital ella hizo lo propio: "Es lo que tenía que hacer, mi mundo no es el de la política ni tengo ninguna aspiración política, más bien al contrario. He venido de la mano de una persona y creo que lo lógico y lo correcto es que salga con él. Es lo que tengo que hacer", afirma.

Alicia Moreno dice sentirse "muy contenta" a pesar de la que está cayendo. "Nunca me planteé estar sentada en esta silla más tiempo del que he estado, que ya es bastante, pero lo hice con un proyecto en común con una persona y trabajando con él codo con codo. Si se va, lo lógico es que yo me vaya con él", ha insistido.

EL REPARTO DE BOTELLA

Como mujer de teatro que es, Alicia Moreno reconoce que "para triunfar en teatro hay que hacer un buen reparto". "La persona que lo tiene que hacer, que es el director de escena, en este caso Ana Botella, debe decidir con total libertad y hacer su propio equipo, igual que lo hizo Gallardón en su día. Desde luego, yo estoy a disposición de Ana Botella y de quien me sustituya", afirma.

Sobre su relación con Ana Botella, asegura que siempre ha sido "muy cordial" y que nunca ha habido "fricción, ni personal ni laboral". "Sólo hemos sido dos compañeras de trabajo", señala. Asimismo, dice que en estos ocho años se han llevado adelante muchas cosas y hay numerosos proyectos en marcha. "Ana Botella se encuentra con ese legado y espero que le parezca a ella el camino, pero no lo sé, dependerá también de la persona que ponga al frente", dice.

Sobre su futuro, Moreno incide en que siempre ha estado "al otro lado de la mesa" y ahí es donde volverá "con toda la alegría del mundo", dice mostrando su agradecimiento por haber tenido esta oportunidad y sentirse "tan apoyada". "Se ha acabado una etapa y empieza otra", declara. Y añade: "Mi próximo paso es estar un mes en Argentina de vacaciones. Después de pasar 12 años sentada en una silla, uno necesita refrescarse la cabeza y prepararse para lo que venga, que entiendo que vendrá de mi mundo", adelanta.

A este respecto, recuerda que ella era empresaria de teatro y que cuando llegó a la Comunidad de Madrid su oficina desapareció con ella. "Hoy las cosas han cambiado mucho y esta ciudad también. Es muy posible que siga por mi cuenta, que es donde mejor se está", avanza.

Sobre el balance que hace de esta etapa junto a Alberto Ruiz Gallardón, Alicia Moreno señala que respecto al programa electoral de 2003 en materia de cultura han cumplido casi todos sus "sueños". "Es muy importante que encuentres cosas en marcha, eso ayuda mucho al que llega. Para quien venga ahora creo que el telón se puede levantar al día siguiente. Hemos trabajado con mucha honestidad", afirma.

Moreno dice también no arrepentirse de nada. "Uno hace lo que puede en cada momento y las decisiones las tomas en un contexto determinado y si las sacas de él tienen tan poco sentido. Quizás me arrepiento más de lo que no me he atrevido a hacer... como ser mujer objeto", dice medio en broma medio en serio.

"A VER SI GALLARDÓN LO ARREGLA"

La ex delegada de las Artes dice que se enteró "por la televisión" de que Gallardón iba al Ministerio de Justicia. "Me hubiese gustado que hubiera ido a Educación y Cultura porque habría hecho un trabajazo", señala convencida.

Sin embargo, es consciente de que el ex alcalde de Madrid tiene en sus manos una tarea especial en su nuevo cargo: "Con una muerta todas las semanas encima de la mesa estamos aún en el Pleistoceno y la sociedad tan pichi. A ver si Gallardón lo arregla. Confío en él. Si lo pone en su agenda entre las cinco primeras cosas lo conseguirá", asevera.

Por su parte, dice que se ha pedido tener "una vida más tranquila". "A las mujeres nos ha tocado vivir una época muy bestia. Tenemos que demostrar todos los días que valemos tanto como ellos. Me voy a pedir una vida con total igualdad entre mujer y hombre", señala.

"También quiero un mundo en el que la Cultura sea independiente, un servicio público entendido por todos como tal. Y no soporto que nos traten como los subvencionados. Eso es de un país muy retrasado".

"Me voy contenta, y no antes de que me echen --matiza--, con un panorama mejor que el que me encontré. Había pocos proyectos en los cajones, ahora hay muchos. He aprendido a que no me duelan las cosas pero me ha costado".