Actualizado 17/02/2007 17:55 CET

Unicaja firmará esta tarde la adquisición de dos cuadros de Picasso que cederá al Museo Picasso de Málaga

MÁLAGA, 17 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Unicaja, Braulio Medel, firmará esta tarde, según está previsto, en Barcelona la operación diseñada entre el Ministerio de Cultura y la entidad por la que la que ésta última adquirirá a un coleccionista particular dos cuadros del pintor malagueño Pablo Ruiz Picasso, que irán destinados al Museo Picasso Málaga (MPM).

En concreto, se trata de dos óleos de la década de los años veinte del siglo pasado, como son 'Retrato de Paulo con cuello blanco" (1922), óleo sobre tela de 34,5 por 30 centímetros; y 'Retrato de Olga' (1923), también óleo sobre tela, de 33 por 24 centímetros, pero que, además, se trata de una obra inédita, según aseguraron desde Unicaja en un comunicado.

La adquisición por la entidad de los dos cuadros de Picasso mencionados se enmarca "dentro del apoyo de la entidad financiera a la promoción del arte en Andalucía y España, y, en concreto, a la figura del pintor malagueño", precisaron.

La compra se instrumentará mediante la fórmula conocida como dación en pago, que consiste en el pago de una parte de la cuota del Impuesto de Sociedades correspondiente al ejercicio 2006 en la cuantía equivalente al precio de los cuadros --3 millones de euros en total--, con la entrega de los cuadros al Estado por parte de Unicaja.

En última instancia, está previsto que los dos retratos de Picasso tengan por destino el Museo Picasso Málaga, del que Unicaja es el principal patrocinador privado, una vez autorizada por la Administración española la adquisición de los cuadros y su dación en pago por parte de Unicaja. Asimismo, se deberá recabar la autorización de la Administración francesa para la salida de los óleos de Francia, país en donde éstos se encuentran actualmente.

Estas adquisiciones se enmarcan dentro de una de las líneas prioritarias del Museo Picasso Málaga que es potenciar su colección de fondos permanentes, ya que los dos cuadros que se van a adquirir tienen tal consideración de obras que permanecerán indefinidamente en el Museo.

El mecanismo utilizado de colaboración pública y privada es uno de los instrumentos "idóneos" para posibilitar estas actuaciones, y, en este sentido, Unicaja "no descarta la realización de operaciones similares en el futuro", según manifestaron desde la entidad andaluza.

Los dos cuadros se realizaron en la segunda década del siglo XX, en los primeros años de la vida conyugal de Picasso y Olga Kokhlova. Pertenecen al llamado período 'ingresco' por su similitud con las figuras neoclásicas del pintor francés Ingres. En los años siguientes, el nacimiento de Paulo motivó una serie de obras inspiradas en el entorno familiar con las que finaliza el período clásico de Picasso.