Michael Greenberg: "La locura forma parte del hombre desde el principio de los tiempos"

Actualizado 04/03/2009 16:58:14 CET

MADRID, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

"El 5 de julio de 1996 mi hija se volvió loca". Con esta frase comienza 'Hacia el amanecer' (Seix Barral) un libro en el que el periodista neoyorquino Michael Greenberg relata su experiencia personal con su hija Sally, que a los 15 años sufrió, de manera repentina, una crisis nerviosa que le llevó a la psicosis.

"Nada hacía sospechar que mi hija tuviese una enfermedad mental de este calibre", ha explicado el autor durante la presentación del libro. A su juicio, el amor desmesurado de su hija hacia la poesía y el arte, y su extrema sensibilidad, sobre todo hacia el más desvalido o indefenso, la hacían más vulnerable y pudieron ser factores condicionantes.

Para el autor "es importante que la sociedad no esconda las enfermedades mentales ni las perciba como algo vergonzoso, fruto de la modernidad, sino que sea consciente de que forman parte del género humano desde el principio de los tiempos". De hecho, el porcentaje de casos de psicosis se mantiene constante en todo el mundo, ya sea en Nueva York o (Nueva Guinea).

"Se trata de personas que, como mi hija, viven instalados en mundos paralelos, y sufren crisis en su interior como si se tratase de un volcán o una tormenta, un estado de fiebre o una euforia autodestructiva, porque, en el fondo, el estado de locura fue definido antaño como salirse de la razón con la convicción absoluta de que uno la está siguiendo", señala.

"Hay mucho que aprender de los desórdenes mentales, sobre cómo afrontarlos, pero sobre todo y por expericiencia propia, es muy importante desterrar el sentimiento de culpabilidad que tienen tanto las familias como el enfermo", añade Greenberg, que reconoce que al principio se culpó de la enfermedad de su hija y que ella misma trataba de disculparse por el daño que les causaba.

UN PUNTO MISTERIOSO

El autor explica que ha escrito este libro "para todas esas familias que se encuentren en mi misma situación con algún familiar que padezca una enfermedad mental y se encuentre indefenso y falto de información acerca de cómo actuar y tratarlo". "Todos buscan en los especialistas una sabiduría infinita y un conocimiento exacto de la enfermedad", señala, pero "la mayor parte de las veces, las respuestas de los médicos son silencios y encogimiento de hombro y descubres que no saben mucho más que tú acerca de su mecanismo"

"Estas enfermedades tienen un punto misterioso que va más allá de la ciencia médica", señala Greenberg, que durante la enfermedad de su hija tuvo muy presente el caso de la hija del escritor James Joyce, que también padeció esta enfermedad. "Joyce se culpó de haber contagiado a su hija con su literatura", asegura el periodista, que añade que "es muy peligroso identificar la locura y la psicosis con la genialidad artística porque no son para nada identificables".

En cuanto a la película basada en 'Hacia el amanecer', una coproducción europea y estadounidense que está en rodaje, Greenberg destaca que se trata de un equipo que busca hacerlo bien, con una guionista sensible que busca trasladar a la pantalla la crisis familiar por la que se pasa más que la enfermedad en sí. "Me ofrecieron escribir el guión pero no me encontré con fuerzas de volver al material", concluye.