Actualizado 05/03/2021 17:04 CET

La delegada de la Junta resalta el papel clave de la educación para lograr la igualdad real

Presentación de la campaña de la Junta con motivo del 8M.
Presentación de la campaña de la Junta con motivo del 8M. - JUNTA

JAÉN, 5 Mar. (EUROPA PRESS) -

La delegada del Gobierno andaluz en Jaén, Maribel Lozano, ha resaltado este viernes el papel clave que tiene la educación para alcanzar la igualdad real entre hombres y mujeres.

Así lo ha indicado en el marco de la lectura de la declaración institucional aprobada en el Consejo de Gobierno con motivo del Día Internacional de la Mujer, un acto que también ha contado con la delegada de Igualdad, Encarnación Gutiérrez, y la asesora de programa del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM) en Jaén, María José de la Torre.

Lozano ha señalado que la junta ha expresado el reconocimiento institucional a todas las mujeres que han desempeñado una labor en la lucha contra las consecuencias sanitarias, económicas y sociales de la pandemia de covid-19. Además, según recoge la declaración institucional, ha apuntado la crisis sanitaria ha impactado doblemente en las mujeres, porque han tenido más difícil que nunca la conciliación de la vida familiar y laboral.

Ello ha hecho que más mujeres que hombres pidieran teletrabajo por deberse ocupar del cuidado de hijos o familiares. Lo mismo ha ocurrido con la contratación a tiempo parcial, que se ha duplicado en el caso de las mujeres con respecto a la que se ha registrado para los hombres.

La delegada ha trasladado el "mensaje de unidad, diálogo y consenso" de esta declaración institucional para trabajar por la igualdad por encima de colores políticos e ideologías, ya que se trata de un derecho. Asimismo, ha destacado el papel clave de la educación para construir una sociedad más igualitaria, aspecto en el que se centra la campaña de institucional de la Junta de Andalucía para el 8 de marzo 'Lo mejor está por crecer'.

Tras la lectura de la declaración institucional, María José de la Torre ha presentado esta campaña y ha reivindicado "el poder transformador de la educación en el progreso y la construcción de una Andalucía más igualitaria". "Poniendo el foco en las nuevas generaciones que, gracias a una educación en igualdad, serán las que van a conseguir las grandes transformaciones necesarias para alcanzar nuestra meta: la igualdad real y efectiva entre mujeres y hombres", ha afirmado.

La campaña está protagoniza por una niña que juega y crece sin estereotipos, sin prejuicios, sin discriminaciones, consiguiendo con sus alas cada una de las metas y retos. Además, se hace referencia a feministas, históricas y actuales, que abrieron camino y continúan hoy en día. De esta manera, en las alas de la niña aparecen los nombres de mujeres que han destacado en su lucha por los derechos de igualdad: Carmen Olmedo, María Zambrano, Clara Campoamor, Chimamanda Ngozi, Simone de Beauvoir, Concepción Arenal o Malala Yousafzai.

Igualmente, en la imagen que ilustra la campaña se utiliza una metáfora en la que se relaciona el metro que hay en los hogares para medir el crecimiento de niñas y niños, uniéndolo a los distintos retos que todavía hay que afrontar: reconocimiento de la diversidad, alcanzar la igualdad salarial, romper todos los techos de cristal, superar los suelos pegajosos que nos lastran, seguir garantizando derechos, que la corresponsabilidad y la conciliación sean una realidad e indudablemente erradicar todas las violencias machistas.

La campaña está compuesta por un vídeo --se puede ver en el enlace https://www.youtube.com/watch?v=ltMRfQAS3og--, una cuña de audio y distintos medios de expresión gráfica para redes sociales y otros soportes como la cartelería, las enaras y las chapas, que serán distribuidas a los Centros Provinciales de la Mujer.

"Nuestro mensaje para este 8M es que la educación en igualdad, la coeducación, es una herramienta clave y fundamental. Eduquemos en igualdad para que nuestras niñas y nuestros niños puedan llegar donde quieran, para que nuestras niñas no sean limitadas por barreras sociales, que no sean frenadas por brechas de género y que no sufran ningún tipo de discriminación por el hecho de ser mujeres", ha dicho la asesora de programa.

También ha referido que este 8 de marzo será diferente debido a la situación sanitaria generada por la covid-19, pero ha advertido que "ello no será excusa para que refirmamos con firmeza nuestro compromiso y activismo permanente".

Ha concluido su intervención aludiendo "el compromiso de la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, del Instituto Andaluz de la Mujer y del Gobierno andaluz con la igualdad y la erradicación de la violencia hacia las mujeres".

"Y lo demostramos con hechos, no con palabras. Por eso el presupuesto de 2021 del IAM supera por segundo año consecutivo los 44 millones de euros. En plena crisis sanitaria, social y económica, nuestra apuesta se redobla y se mantiene firme y clara. Un presupuesto para mantener y mejorar nuestros pilares básicos: la atención a las víctimas de violencia de género, el fomento de la igualdad, la coeducación y el empleo", ha dicho.