Publicado 07/04/2021 13:10CET

Oftalmología del Hospital Regional de Málaga incorpora una técnica mínimamente invasiva para frenar avance del glaucoma

Oftalmología del Hospital Regional de Málaga incorpora una técnica mínimamente invasiva para frenar el avance del glaucoma
Oftalmología del Hospital Regional de Málaga incorpora una técnica mínimamente invasiva para frenar el avance del glaucoma - JUNTA

MÁLAGA, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Unidad de Oftalmología del Hospital Regional Universitario de Málaga ha incorporado una técnica mínimamente invasiva para tratar a pacientes con glaucoma. En concreto, se trata de un implante microscópico con el que se frena el avance de esta enfermedad degenerativa.

Denominado 'iStent Inject W', este dispositivo consigue, a través de una técnica quirúrgica novedosa, una reducción segura y eficaz de la presión intraocular con un bajo índice de complicaciones.

El responsable de la Unidad de Oftalmología en el Hospital Regional de Málaga, Jacinto Villalvilla, ha explicado que en la mayoría de los casos se implanta asociado a cirugía de catarata, por lo que en el mismo acto quirúrgico se consigue una disminución de la presión intraocular y una mejoría de la visión, ralentizando la progresión de la enfermedad.

El glaucoma es una neuropatía óptica crónica y progresiva que origina una pérdida progresiva de las fibras del nervio óptico y conduce a la ceguera. En fases iniciales es una enfermedad asintomática y el daño ocasionado al nervio óptico es irreversible, han indicado desde la Junta en un comunicado.

"En estados iniciales se trata mediante colirios para disminuir la presión intraocular --principal factor de riesgo de la enfermedad--, de ahí la importancia de revisiones periódicas para su detección precoz. Pero si la enfermedad progresa habitualmente tenemos que recurrir a la cirugía", ha señalado Villalvilla.

Asimismo, ha indicado que "el glaucoma tiene un tratamiento diferente según el estado clínico, como colirios, laserterapia o cirugía. Pero con este dispositivo conseguimos un abordaje quirúrgico en fases tempranas de la enfermedad, con una disminución en el tratamiento y el número de revisiones postoperatorias" y ha explicado que el implante, del que ya se han beneficiado ocho pacientes, está disponible en el Hospital Regional de Málaga desde hace un mes.

"Los resultados postoperatorios son buenos en cuanto a disminución de la presión intraocular", ha agregado el responsable de la Unidad.

El Servicio de Oftalmología del Hospital Civil revisan al año aproximadamente cerca de 10.000 pacientes que padecen la enfermedad, de los cuales el 10-15 por ciento son de nuevo diagnóstico.

La Unidad de Glaucoma del Hospital Regional Universitario de Málaga está ubicada en el Hospital Civil y cuenta con los facultativos Miguel Ángel Almendro del Pino, Francisco Javier Beltrán Ureña y Olga Villena Irigoyen como referentes.

Contador