27 M.- Blanco cree que las elecciones "son unas primarias dentro del PP" para ver quien sustituye a Mariano Rajoy

Actualizado 13/05/2007 17:14:41 CET

Afirma que el PSOE "echa de menos" que los populares no estén a su lado combatiendo la violencia y el terrorismo

VITORIA, 13 May. (EUROPA PRESS) -

El secretario de Organización del PSOE, José Blanco, acusó hoy al presidente del PP, Mariano Rajoy, de "tratar de contagiar su frustración a la sociedad con mentiras, porque sabe que a un año de las elecciones generales, él ya no sirve", y consideró que los próximos comicios del 27 de mayo son "unas primarias dentro del PP para ver quien queda mejor posicionado para sustituirle".

Blanco participó hoy en el Hotel Ciudad de Vitoria de la capital alavesa en un acto electoral del PSE, junto al secretario general de los socialistas vascos, Patxi López; el candidato del PSE a la Diputación de Alava, Txarli Prieto; y el candidato del PSE al Ayuntamiento de Vitoria, Patxi Lazcoz.

El dirigente del PSOE comenzó su intervención refiriéndose a los miembros de la ilegalizada Batasuna que se concentraron a la entrada del hotel criticando al PSOE por "echar el proceso por la borda". En este sentido, dijo que los simpatizantes de la izquierda abertzale "han venido a este acto a provocar, a intimidar, a intentar reventar el acto y a que agachásemos la cabeza". "Pero les digo que los socialistas no vamos a agachar nunca la cabeza y no nos vamos a esconder, por mucha que sea la presión o la amenaza", aseguró.

Además, dijo que en este país "hay que respetar la libertad de todos y la democracia", y anunció que "en garantizar el respeto a la libertad y a la democracia, el Gobierno de España va a ser implacable".

Blanco se refirió también al PP, al que recordó que el PSOE "va a ganar estas elecciones", antes de indicar que "a día de hoy los populares aún no han aceptado lo que pasó el 14 de marzo". "Lamentamos que el PP nos insulte y nos descalifique todos los días por aplicar la ley, y echamos de menos que no esté a nuestro lado combatiendo la violencia y el terrorismo, como nosotros hemos estado a su lado siempre", agregó.

Asimismo, advirtió de que los socialistas siempre tienen el mismo comportamiento, que es "que hay que cumplir la ley, la de igualdad o la de partidos", y añadió que "el mayor patriota es aquel que cumple la ley".

Por este motivo, consideró que Rajoy es "un patriota de hojalata", porque "aplica la ley según le conviene". "Ya toda España sabe que Rajoy es poco patriota, y que es más bien un frivolón frustrado por haber perdido unas elecciones que le dijeron que iba a ganar", indicó también Blanco, para, a continuación, denunciar que "ahora trata de contagiar su frustración a la sociedad con mentiras, porque sabe que a estas alturas de la película, a un año de las generales, él ya no sirve".

"¡Qué prisa tiene Rajoy de perder cuando todavía no le toca!", afirmó, y agregó que las elecciones del 27 de mayo "son una primarias dentro del PP para ver quien queda mejor posicionado para sustituir a Rajoy".

PEDIR EL VOTO

Respecto a los comicios, dijo también que "nadie tiene derecho a secuestrar la intención de estas elecciones", en referencia a que el PP está pidiendo el voto para Rajoy, Acebes y Zaplana, frente a los socialistas que "lo piden para los candidatos de Alava y Vitoria".

"Os pido que reflexionéis sobre qué le conviene a Vitoria, un Gobierno que coopere con el Gobierno de Euskadi y de España, o uno como el que habéis tenido hasta ahora, que utilizó el Ayuntamiento como una trinchera, al servicio de la crispación y la confrontación que lideran Rajoy y Acebes", instó.

Frente a esto, dijo que el PSOE pide el voto para "acabar con la crispación", para que "la verdad prevalezca sobre la mentira", para "frenar la especulación generada como consecuencia de las leyes del PP", y para que "haya más bienestar social, más igualdad, más derechos y más libertad". "Eso es lo que cohesiona de verdad un país, y no los golpes de pecho supuestamente patrióticos", matizó.

Blanco acusó también al PP de querer instalar una política "de derecha rancia, extrema y radical", y dijo que "desde que llegó Rajoy compró un billete de alta velocidad hacia la derecha extrema". "No hace lo que anuncia, y oculta lo que hace", acusó, y aseguró que si los socialistas ganan las elecciones, serán "un antídoto contra la intolerancia, el radicalismo y la confrontación".

Por último, consideró que España "necesita una oposición serena" y advirtió al PP de que "no recuperará el poder si no recupera la serenidad y la calma", antes de anunciar que muchos votantes les darán una lección con una "derrota contundente en las elecciones generales de 2008, en las que Zapatero volverá a ser elegido presidente".

PATXI LOPEZ

Por su parte, Patxi López aseguró que "ETA no va a marcar la agenda política del PSE", a pesar de que ya ha logrado hacerlo con el PP, que se ha convertido en "su vocero más cualificado", y criticó a los partidos que creen que "Euskadi es de su propiedad", antes de asegurar que en el futuro "ni PP ni PNV harán ascos a volver a pactar contra la izquierda", ya que "comparten el mismo proyecto conservador".

"No tienen empacho en unir sus fuerzas, porque por mucho que se insulten les separan las patrias pero les unen el dinero y los intereses", aseguró y les criticó por "desacreditar la vida política, para hacer creer que todos los partidos somos iguales".

El secretario general del PSE añadió que tampoco van a marcar la agenda política de los socialistas "las peleas identitarias entre el nacionalismo y la derecha", porque "ese no es el debate que interesa a la Euskadi real".

"Peligra el futuro de los proyectos políticos de quienes quieren construir naciones donde los símbolos y las banderas oculten a los ciudadanos", aseguró, para añadir que también peligra "el futuro de una derecha desorientada, que trata de suplir con desestabilización de las instituciones democráticas su incapacidad para presentar alternativas creíbles, utilizando a ETA como ariete contra un Gobierno democrático".

Por todo ello, anunció que no asumirán pactos de Gobierno que no estén basados en el cumplimiento del programa electoral del PSE, porque los socialistas "no quieren gobernar para tener el poder por el poder", sino para "transformar política y socialmente al país".

También intervino en el mitin Txarly Prieto, quien condenó los actos de kale borroka realizados en las últimas horas por quienes "no aceptan la democracia", al tiempo que criticó las "exageraciones" de algunos partidos, como el PP, que ha acusado a los socialistas de "querer poner a ETA en las instituciones", motivo por el cual les llamó "sinvergüenzas".

Por último Patxi Lazcoz, al igual que hiciera en el acto de apertura de campaña del pasado jueves, recordó que Vitoria es la capital de Euskadi y animó a dar un cambio a la política de este territorio para "quitar al PP de las instituciones".