Publicado 22/11/2021 14:28CET

La Fiscalía mantiene la petición de 25 años de cárcel por el crimen de Maguette y las acusaciones la elevan hasta 44

La defensa propone ocho años y pide "valentía" al jurado

BILBAO, 22 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Fiscalía mantiene su petición de 25 años de prisión para Bara N., acusado de matar a su pareja Maguette Mbeugou en 2018, mientras que el resto de acusaciones solicitan penas de hasta 44 años de prisión. Por su parte, la defensa mantiene también su propuesta de ocho años de cárcel.

La Sección segunda de la Audiencia de Bizkaia ha celebrado este lunes una nueva sesión del juicio oral por el crimen de Maguette Mbeugou, senegalesa de 25 años asesinada presuntamente a manos de su marido en su domicilio de la calle Ollerías Bajas de la capital vizcaína en septiembre de 2018. Acusaciones y defensa han presentado sus conclusiones, tras lo que este martes se entregará al jurado el objeto del veredicto.

La Fiscalía solicita 25 años de prisión para el acusado al entender que acabó "de manera brutal" con la vida de Maguette cometiendo un delito de asesinato con alevosía y ensañamiento, con las agravantes de género y parentesco. El fiscal del caso ha comenzado su intervención pidiendo perdón a la familia de Maguette, a la que ha definido como "una persona valiente", ya que acudió a la Justicia y el sistema "falló".

La acusación particular en representación de la familia y la acusación popular en representación del Ayuntamiento de Bilbao también piden 25 años de prisión por asesinato, a los que suman otros tres por maltrato, ocho por abandono de las dos hijas de la pareja (entonces de dos y cuatro años), y otros ocho por las lesiones causadas a las menores. Según ha remarcado la letrada del Consistorio, en este caso, "no hay solo una víctima".

Por su parte, la acusación que representa a la Diputación de Bizkaia, que tiene la tutela de las niñas, solicita 25 años de prisión por asesinato, tres por maltrato a la víctima y ocho por abandono de las mejores, así como una indemnización por responsabilidad civil de cerca de 900.000 euros.

Por su parte, la defensa reconoce un delito de homicidio con atenuante de legítima defensa y confesión, penado con 8 años de cárcel. La abogada del procesado ha pedido al jurado "valentía" para reconocer que los hechos ocurrieron como narró su defendido.

(Habrá ampliación)

Contador