Parlamento Vasco pide al Gobierno que "refuerce" programas para favorecer la integración de los inmigrantes

Pleno en el Parlamento vasco
PARLAMENTO VASCO - Archivo
Actualizado 04/10/2018 13:05:49 CET

Solicita que trabaje de manera "coordinada" con el Gobierno central y Unión Europea en la acogida de refugiados

VITORIA, 4 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Parlamento Vasco ha pedido al Gobierno Vasco que en las actuaciones para la acogida, refugio y asilo de personas que abandonan sus países de origen trabaje de manera "coordinada" con el Gobierno del Estado y con la Unión Europea, para "garantizar la protección de las personas, el respeto a los derechos humanos, la diversidad, interculturalidad y la convivencia en Europa", y ha solicitado al Ejecutivo autonómico que "refuerce" los programas que favorecen la integración de las personas inmigrantes.

EH Bildu ha presentado en la Cámara vasca una iniciativa dirigida a "asegurar" a las personas que vienen a la Comunidad Autónoma vasca una acogida "integral" y unos cuidados "adecuados". Sin embargo, a pesar de acordar un texto con Elkarrekin Podemos, la iniciativa que ha conseguido el apoyo necesario ha sido la acordada entre los grupos que sustentan al Gobierno Vasco -PNV y PSE- y el PP, un texto que EH Bildu y Elkarrekin Podemos han votado en contra.

De esta forma, el Parlamento Vasco ha instado al Ejecutivo vasco a que en las actuaciones referentes a la acogida, refugio y asilo de personas que abandonan sus países de origen trabaje de manera "coordinada" con el Gobierno del Estado y con la Unión Europea, para "garantizar la protección de las personas, el respeto a los derechos humanos, la diversidad, interculturalidad y la convivencia en Europa".

Asimismo, la Cámara pide al Gobierno Vasco que trabaje "de manera coordinada" con el resto de instituciones y entidades del tercer sector que trabajan en el ámbito de la inmigración para poder dar una respuesta humanitaria de emergencia a las personas migrantes que llegan a Euskadi, "con especial cuidado a los colectivos más vulnerables en los procesos migratorios", como mujeres solas, mujeres con hijos e hijas a su cago que les acompañan en el trayecto migratorio y personas que precisan una atención médica especializada.

También solicita al Ejecutivo autonómico que desarrolle el V Plan de actuación en el ámbito de la ciudadanía, interculturalidad e inmigración 2018-2020 y se "refuercen" los programas que favorecen la integración de las personas inmigrantes.

El Parlamento Vasco ha instado al Gobierno Vasco a que, en colaboración con el resto de instituciones vascas, trabaje conjuntamente con las redes y asociaciones de personas migrantes en el marco del Foro para la integración y participación social de las ciudadanas y ciudadanos inmigrantes en el País Vasco para conocer sus necesidades y dificultades en los procesos de integración "de primera mano".

Finalmente, el Parlamento Vasco pide al Ejecutivo de Iñigo Urkullu que en colaboración con el resto de instituciones y agentes, "continúen trabajando para que Euskadi sea un territorio libre de expresiones racistas y xenófobas y en la búsqueda de consensos de país que eviten las mismas".

EL DEBATE

En el debate, la parlamentaria de EH Bildu Jasone Agirre ha afirmado que la diáspora vasca ayuda a comprender la vida de las personas que llegan a Euskal Herria" y cree que "tenemos que recibir a las personas de fuera como nos han recibido a nosotros". "Tenemos que ser un país de acogida", ha defendido antes de agradecer el trabajo de personas anónimas que han ayudado a los refugiados "cuando el sistema público ha fallado".

Agirre ha denunciado la falta de una política de inmigración "sólida" que detalle el tipo de respuesta que se debe dar a las personas que llegan a Euskadi porque cree que el sistema vasco de servicios sociales "hace aguas" y ha reclamado la creación en el Gobierno Vasco de una Dirección de Diversidad Cultural y Migraciones que garantice que una buena acogida.

La parlamentaria de Elkarrekin Podemos Tinixara Guantxe ha afirmado que en Euskadi se hace "un gran esfuerzo" en la atención pero cree que "no hay avances" y aunque el gobierno reconoce que su trabajo no es suficiente, ha defendido que el ejecutivo "tiene la obligación de buscar la suficiencia y la excelencia".

Asimismo, ha agradecido el trabajo de los ciudadanos que este verano han hecho un "ejercicio de voluntad popular precioso" que cree que "hay que poner en valor" y ha asegurado que con su trabajo con los inmigrantes "le han sacado al gobierno los colores".

La parlamentaria del PNV Amaia Arregi ha afirmado que la mayoría de los refugiados que llegaron este verano a Euskadi estaban en tránsito, aunque ha señalado que "todas las personas que llegan necesitan protección" y las instituciones vascas "han trabajado para atender adecuadamente a estas personas". "No ha sido fácil, habrá que mejorar los protocolos pero se les ha atendido de la mejor manera posible", ha defendido.

También ha criticado que el texto impulsado por EH Bildu destaque la labor de los voluntarios pero "no reconoce la labor de las instituciones que han trabajado todo el verano sin parar".

La parlamentaria del PSE Rafaela Romero ha pedido que se hable "con responsabilidad" desde la tribuna y ha recordado el trabajo realizado por el Gobierno Vasco y el resto de instituciones vascas, asociaciones y organizaciones sociales en los últimos meses para acoger a las personas en tránsito.

No obstante, ha reconocido que la atención puede haber tenido "defectos" y puede ser "mejorable" porque la llegada fue "de emergencia y desproporcionada" pero ha defendido que "hubo responsabilidad" por parte de las instituciones vascas y del Gobierno central. "Euskadi es tierra acogedora. Lo ocurrido este verano visibiliza el fenómeno migratorio del que tanta experiencia tenemos en esta tierra", ha señalado.

Desde el PP, Carmelo Barrio ha destacado la importancia de la "colaboración, coordinación y cooperación" entre las instituciones para que los procesos de integración sean "lo más acertados posibles". Además, cree que existe un marco de colaboración con objetivos y propuestas "concretas" por parte de las instituciones vascas y ha rechazado los "discursos apocalípticos". "Hay un marco de actuación, capacidad y actuación", ha defendido.