Urkullu se reúne por primera vez como lehendakari con Rajoy, con el objetivo de buscar soluciones a la crisis

Actualizado 29/01/2013 17:48:31 CET
PNV

La consolidación de la paz y el autogobierno serán otras cuestiones que el lehendakari pondrá encima de la mesa

BILBAO, 29 Ene. (EUROPA PRESS) -

El lehendakari, Iñigo Urkullu, se reunirá este miércoles, por primera vez como presidente del Gobierno vasco, con el máximo representante del Gobierno central, Mariano Rajoy, con el objetivo principal de buscar acuerdos en torno a las medidas a adoptar para superar la actual crisis económica. La profundización en la paz y la convivencia, y el autogobierno, serán otras dos cuestiones que Urkullu pondrá encima de la mesa, según han informado a Europa Press fuentes del Gobierno vasco.

El presidente del Gobierno vasco será recibido a las 13.30 horas por Rajoy en el Palacio de La Moncloa, en Madrid, en la que será la tercera visita de Iñigo Urkullu al presidente del Ejecutivo del PP, pero, en esta ocasión, ya no lo hará en calidad de líder del PNV, como en las anteriores ocasiones, sino como lehendakari.

La relaciones entre ambos mandatarios ya era fluida antes de que ambos accedieran a sus responsabilidades al frente de los Gobiernos vasco y central. En total, Urkullu y Mariano Rajoy se han entrevistado en media docena de ocasiones y también han mantenido contactos telefónicos.

Se espera que la reunión de este miércoles se produzca en un clima distendido, lejos de la imagen que se reflejó cuando el presidente de la Generalitat catalana, Artur Mas, se entrevistó con el presidente del Gobierno. Aunque el lehendakari no soslayará el tema del autogobierno, su prioridad es hablar, sobre todo, de la crisis económica, además de la consolidación de la paz.

El clima de la entrevista se prevé que sea bueno, ya que viene precedida de un acuerdo de estabilidad presupuestaria alcanzado entre jeltzales y populares en Bizkaia y Álava.

En el encuentro en La Moncloa, Iñigo Urkullu se propone alcanzar consensos en torno a cuestiones como la crisis económica, paz y normalización, y autogobierno vasco --sus tres ejes para esta legislatura--, poniendo el énfasis en las cuestiones que son susceptibles de acordar.

CONCIERTO Y CUPO

La actualización del Concierto Económico vasco y la liquidación del Cupo serán, al parecer, temas ineludibles. En este contexto, la Administración vasca reclama al Ejecutivo central 500 millones de euros, en concepto de "diferencias a favor de la comunidad autónoma en la liquidación" del Cupo del periodo comprendido entre 2008 y 2011. Además, se pretende que se reconduzca el déficit mediante el sistema de relaciones del Concierto Económico.

Urkullu también insistirá en la necesidad de que se flexibilice la política penitenciaria y en que se transfiera la competencia de prisiones a la Comunidad Autónoma Vasca.