9-M.- Ibarra pide la mayoría para no depender de "nacionalistas egoístas e insolidarios"

Actualizado 23/02/2008 1:26:51 CET

CÁCERES, 23 Feb. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del PSOE extremeño, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, pidió hoy el voto para su partido en número suficiente para no depender de "nacionalistas egoístas e insolidarios" en un futuro gobierno de la nación.

"No hemos nacido para ver a qué trozo de poder tocamos, nosotros tenemos un proyecto", dijo Ibarra, quien subrayó que cuanto más vote la gente al PSOE menos dependerá su partido de "grupúsculos minoritarios".

Además, el ex presidente de la Junta de Extremadura advirtió de que el PP "está secuestrado y está cautivo de la extrema derecha", de modo que "cuantos más votos tenga el 9 de marzo, más se consolidará el poder de la extrema derecha en ese partido" y también "se consolidará la estrategia" de "Jiménez Losantos y Pedro J. Ramírez", agregó en referencia al periodista de la Cadena Cope y el director del diario El Mundo.

Para Ibarra, los "demócratas españoles", al margen de su ideología, deberían "hacer todo lo posible para que la extrema derecha no se siga apoderando de la dirección del Partido Popular", para lo cual deberían negar el voto a esta formación el próximo 9 de marzo.

El dirigente socialista extremeño dijo que muchos ciudadanos "de derechas" pero que anhelan "una derecha moderna y democrática" le dicen que "no entienden que un dirigente de este partido se oponga a que una ecuatoriana sea atendida en una consulta médica", en alusión al secretario ejecutivo de Economía del PP, Miguel Arias Cañete.

Rodríguez Ibarra también abogó porque la ciudad de Cáceres pueda ostentar la condición de Capital Cultural de Europa en 2016, porque de lo que se trata es de si Extremadura puede "representar a España de una vez", como ya lo hicieron Andalucía con la Expo de Sevilla, Barcelona con las Olimpiadas o Valencia con la Copa América de Vela.

Por su parte, la cabeza de lista por Cáceres y ex ministra de Vivienda, María Antonia Trujillo, advirtió de que el "enemigo" del PSOE "no es la derecha", sino "la abstención", motivo por el cual pidió la movilización de los votantes.

El mitin, que tuvo lugar en un abarrotado Pabellón de la Ciudad Deportiva de Cáceres, fue abierto por la alcaldesa, la socialista Carmen Heras, quien se mostró efusiva ante la presencia de Felipe González, Rodríguez Ibarra y Fernández Vara en el acto político.