Más de 15 empresas de capital extranjero implantadas en Extremadura forman parte de la iniciativa Invest in Extremadura

Publicado 04/09/2019 12:03:28CET

   MÉRIDA, 4 Sep. (EUROPA PRESS) -

   Más de 15 empresas de capital extranjero implantadas en la comunidad extremeña, de las 41 que se encuentran en su cartera, forman parte ya de 'Invest in Extremadura'.

   El secretario general de Economía y Comercio de la Junta, Antonio Ruiz, ha señalado que, de los proyectos en cartera, ocho ya se encuentran iniciando o cerrando sus inversiones como ha sido el proyecto de Monliz, 24 más permanecen activos, teniendo una colaboración estrecha con sus promotores, y se encuentran en estado latente los nueve restantes, por diversos motivos de mercado o financiación.

   'Invest Extremadura' canaliza los esfuerzos en materia de atracción de inversiones y aceleración al inversor tanto nacional como foráneo, a los que se les prestan todo tipo de servicios de apoyo, optimizando los trámites administrativos y, por tanto, acelera la puesta en actividad de los proyectos.

   En nota de prensa, el Ejecutivo autonómico ha señalado que, con este programa, tiene como misión apoyar a promotores y empresarios en todas las etapas del proceso de inversión que emprenden en la región.

   Por tanto, según Antonio Ruiz, los inversores pueden encontrar en esta iniciativa un acompañamiento eficaz y personalizado, garantizando el nivel de confidencialidad requerido por cada empresa. Además, trabaja un nuevo modelo productivo regional orientado hacia la Economía Verde y Circular.

   El secretario general de Economía y Comercio ha indicado que los beneficios de invertir en Extremadura son "la localización estratégica y privilegiada y poder acceder al instante a un suelo industrial altamente competitivo para iniciar actividad económica como la Plataforma Logística del Suroeste Ibérico, de Badajoz, ExpacioMérida o ExpacioNavalmoral".

   En el mismo sentido, Antonio Ruiz estima que otros beneficios radican en "poder optar al máximo nivel de ayudas e inventivos subvencionados por fondos europeos, disponer de un coste laboral y coste de vida de los más competitivos de España y Europa, con un índice además de conflictividad de los más bajos de España y, sobre todo, el poder contar con una mano de obra altamente cualificada, formada y totalmente disponible".