González atribuye el archivo sobre tres de los fuegos de octubre de 2017 a que es difícil probar "el delito de incendio"

Publicado 24/10/2018 16:01:34CET

   El conselleiro do Medio Rural mantiene que "hay una alta probabilidad" de que fuesen intencionados y apela a la colaboración ciudadana

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 24 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El conselleiro do Medio Rural, José González Vázquez, ha atribuido el archivo de los procedimientos de los fuegos de Gondomar, Baiona y Chandebrito de octubre 2017, a que el "delito de incendio resulta tremendamente difícil de probar", pero mantiene que hay "una alta probabilidad" de que hubiesen sido intencionados, debido a que "los estudios" determinan que "3 de cada 4 incendios en Galicia son provocados".

   Así lo ha asegurado en respuesta a las preguntas de los medios de comunicación, en el marco del acto celebrado en la Cidade da Cultura en el que se entidades del sector de la madera han suscrito un Plan integral para la recuperación del pino en Galicia.

   El conselleiro se mostró "completamente respetuoso con las decisiones de la Justicia", en un "Estado de Derecho" en el que hay que "respetar las decisiones de los jueces" y "la presunción de inocencia", pero ha hecho hincapié, en general, en "la dificultad de la investigación de los incendios forestales".

   "El delito de incendio es tremendamente difícil de probar, porque prácticamente se tiene que coger al incendiario con las manos en la masa, que haya archivo no quiere decir que no haya incendiarios, que los hay, o que no haya criminales que plantan fuego, que los hay", ha reflexionado.

   En todo caso, cuestionado sobre el archivo de estos tres procedimientos en concreto, ha señalado que no dispone de información precisa pero que, en base a los "estudios" que indican que en Galicia "tres de cada cuatro incendios son intencionados", concluye que "hay una alta probabilidad que, aunque haya archivo, fueran intencionados".

   El conselleiro do Medio Rural ha apelado por ello a la "colaboración" e "implicación de todos" con las fuerzas y seguridad del Estado y la Consellería para "acabar con esta lacra", contra el "fuego y los incendiarios".

   José González ha realizado estas declaraciones al día siguiente de que el TSXG informase del archivo de los tres procedimientos diferentes incoados tras la ola de incendios forestales que asoló Galicia en octubre de 2017.

   En concreto, se trata de los procesos correspondientes a Gondomar, Baiona y Chandebrito (Nigrán), en la provincia de Pontevedra. En lo que respecta al último caso, en el que se produjeron dos víctimas mortales, el juzgado se encuentra a la espera de recibir el resultado de las diligencias, pero técnicamente la causa se da por archivada para evitar que corran los plazos.

   En el caso de Gondomar, los dos hermanos detenidos habían prestado declaración, pero la causa se sobreseyó provisionalmente y se archivó después al entender que no había indicios suficientes contra ellos. El tercero, el procedimiento correspondiente a Baiona, también fue archivado, según ha traslado el TSXG.