Ayuntamiento y Diputación de Lugo se oponen a la reducción de la financiación estatal para los municipios

Actualizado 02/09/2008 19:29:10 CET

El Plan Urban de Lugo estará dotado con 10.000.000 de euros y será el único que cuente con colaboración del órgano provincial

LUGO, 2 Sep. (EUROPA PRESS) -

La propuesta del Ministerio de Economía de recortar el fondo estatal para la financiación de los ayuntamientos recibió hoy el rechazo frontal tanto de la Diputación Provincial de Lugo como del Ayuntamiento de la ciudad, ambas administraciones gobernadas por el PSdeG, unos reparos a los cuales se sumaron los grupos de la oposición en el consistorio.

El alcalde de Lugo, José Clemente López Orozco, confesó que le parece "imposible escuchar tal cosa", al tiempo que tildó de "injusticia enorme" para los ciudadanos esta medida. El regidor prefiere pensar que es "una serpiente de verano" y opinó que "no se puede ir contra la puerta donde van a llamar los ciudadanos".

Por su parte, el presidente de la Diputación Provincial, José Ramón Gómez Besteiro, aseguró que "de por sí, la situación económica de los ayuntamientos ya es angustiosa", por lo que "no se puede quitar más".

El socialista se comprometió a "no consentir esta medida", al tiempo que afirmó que "no se van a reducir las transferencias", tan necesarias, especialmente en los municipios de menos de 5.000 habitantes. Besteiro denunció que esta idea "no va en la línea del gobierno socialista", por lo que dijo que trasladará su rechazo a esta propuesta a la Fegamp.

Por su parte, el portavoz del PP en el Ayuntamiento de Lugo, Jaime Castiñeira, que "hay que respetar la autonomía municipal y no se puede estrangular a los ayuntamientos". Para los populares lucenses, esta idea "atenta contra la suficiencia financiera de los ayuntamientos". Castiñeira alertó de que "el PSOE no debe presumir de incrementar inversiones en servicios sociales" cuando quieren recortar las partidas presupuestarias en ese terreno.

PLAN URBAN

Por otra parte, el alcalde de Lugo presentó hoy las cuatro actuaciones de las que se ocupará el Plan Urban en la ciudad: la recuperación de espacios públicos en el entorno del palacio de San Marcos, la colaboración con el comercio lucense para mejorar el entorno y dar facilidades para que se haga fuerte, la rehabilitación de la vieja cárcel y la aprobación del equipo técnico que va a desarrollar el propio plan.

López Orozco destacó que el Consello Económico y Social es un ente participativo que integra a las fuerzas políticas, los empresarios, los sindicatos, las universidades y cajas de ahorros. Además, subrayó que el Plan Urban será el único que cuente con el aval de la Diputación Provincial y ha sido valorado por agentes externos al propio Ministerio.

Por su parte, Gómez Besteiro aseguró que la Diputación colabora porque es un "proyecto puntero para la ciudad". Con su ayuda pretenden romper la idea de desencuentros entre el ayuntamiento y el ente provincial, según explicó el regidor. Por eso se sentía en la "obligación política y moral" de colaborar.

En total serán 10.000.000 de euros los que se inviertan en este plan. La zona de la Diputación se recuperará para el disfrute de la ciudadanía, el desarrollo del paseo interior y la recuperación de los dos carriles que van a confluir en el espacio interior.