Los biólogos gallegos proponen una política forestal que prime la prevención y sensibilización ambiental

Actualizado 03/04/2012 22:23:39 CET

Reclaman preservar los ecosistemas de alto valor ecológico y avisan de que debe estudiar el terreno antes de revegetar y repoblar

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 3 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Colexio Oficial de Biólogos de Galicia (Cobga) ha recordado este martes que los efectos ecológicos que los incendios forestales cada año producen en Galicia "son muy graves y afectan principalmente a diferentes ecosistemas forestales, a ecosistemas de agua dulce, del litoral y a sistemas marisqueros, y sus efectos perduran muchos años en el medio". Por ello, los biólogos gallegos proponen una política forestal que prime la prevención y que atienda la preservación de los ecosistemas de alto valor ecológico, al tiempo que se ocupe de la sensibilización y educación ambiental.

Según recuerdan en un comunicado, las pérdidas de patrimonio biológico "son muy elevadas" y, entre ellas, la de diversidad de especies "es muy clara". El caso del incendio ocurrido en el Parque Natural Fragas do Eume "pone esto en evidencia una vez más", señalan.

Así las cosas, el colegio de biólogos propone realizar una política forestal que "prime en mayor medida la prevención de incendios, que sea realizada a lo largo de todo el año y que sea sostenida en el tiempo".

Para ello, estima que debe ordenarse el combustible, "creando zonas de alta seguridad con vegetación controlada en los bordes de infraestructuras de transporte y de energía, y también de manera especial en las cercanías de viviendas y propiedades humanas".

Igualmente, los biólogos gallegos consideran que "deben ser preservados del fuego los ecosistemas de alto valor ecológico por su rareza, su fragilidad o biodiversidad, ya que en ocasiones pueden tener dificultades para su recuperación.

GENERAR RIQUEZA Y EMPLEO Y SENSIBILIZACIÓN

En esta línea, los espacios naturales protegidos como parques nacionales o naturales, y los espacios de Red Natura precisan de una "especial consideración", frente al riesgo de incendio. Para ello, los biólogos inciden en que "es necesario aumentar la inversión en recursos materiales y humanos".

A este respecto, señalan que los espacios de alto valor ecológico y ambiental "pueden generar riqueza y empleo local si se gestionan adecuadamente, pero, añaden, "hay que evitar siempre la presencia de las especies vegetales de alta combustibilidad ya que aumentan el riesgo de propagación del fuego".

Otra propuesta que realizan los biólogos es prestar especial atención a la "sensibilización y educación ambiental realizada por expertos", de forma que sea "continua, con campañas bien planificadas y regulares". Aunque la intencionalidad y la negligencia "son causas muy importantes", apuntan, "la sensibilización pública respecto al medio forestal constituye una herramienta fundamental para un cambio de mentalidad frente al uso abusivo del fuego".

RESTAURAR

Por último, el colegio de biólogos considera que tras los incendios se pueden restaurar y revegetar los espacios incendiados, pero solamente hay que hacerlo en aquellos espacios que pueden sufrir una alta erosión de suelos y una gran pérdida de diversidad específica.

En general, la regeneración natural en los ecosistemas forestales de Galicia "es buena". Por ello, es "imprescindible" utilizar técnicas de implantación poco destructivas para el suelo, evitando que la repoblación posterior resulte "más perjudicial" que el propio incendio, hecho que los biólogos "han constatado en algunas ocasiones". También advierten de la necesidad de "usar especies que sean compatibles con la conservación de los ecosistemas y con el desarrollo sostenible de la zona".