Caballero dice que la sentencia sobre libre designación de funcionarios no afecta a ningún nombramiento

Publicado 14/11/2018 15:16:41CET

Marea de Vigo reclama la convocatoria de concursos y el PP constata que el gobierno "incumple la legalidad"

VIGO, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Vigo, Abel Caballero, ha asegurado este miércoles que la sentencia del juzgado contencioso administrativo que anula dos acuerdos de junta de gobierno sobre la provisión de casi 200 puestos por el sistema de libre designación (funcionarios de los subgrupos A1 y A2), entre ellos, el de 4 jefes de área, "no afecta a ningún nombramiento".

Según ha aseverado el regidor en rueda de prensa, en cuanto la Marea de Vigo denunció ante los tribunales los acuerdos --uno de enero de 2018 y otro de abril de 2018-- el gobierno paralizó la provisión, que tenía programada, de cuatro jefaturas de área "por precaución". Con respecto al resto de funcionarios afectados por la sentencia, Caballero ha precisado que no habrá consecuencias porque no se han nombrado trabajadores por el sistema de libre designación "desde 2016".

En la sentencia, el juez advierte al Ayuntamiento de que no puede pretender proveer la totalidad de puestos de funcionarios A1 y A2 utilizando un sistema, el de libre designación, que solo debe emplearse en casos excepcionales y debidamente justificados, ya que la práctica habitual debe ser proveer los puestos mediante el sistema de concurso por mérito y capacidad.

Caballero ha explicado que el modo de actuación del Ayuntamiento a este respecto se ampara en una norma "aprobada en 2005", cuando él no era alcalde. Así, ha justificado que el gobierno local se limitaba a "aplicar una normativa ya aprobada".

El alcalde ha añadido, además, que el gobierno local ha elaborado un plan de ordenación de recursos humanos, aprobado el 17 de julio de este año y que se está "negociando con los sindicatos", en el que se contempla la "libre designación con concurso, publicidad y toda la transparencia" de 8 jefaturas de área, además de otras 31 jefaturas de servicio a través de concurso, y 44 plazas más de subgrupos A1 y A2., también por concurso.

Dado que este plan se ha empezado a elaborar en 2016, el regidor olívico ha concluido que "la sentencia dice que sigamos haciendo lo que ya estamos haciendo". "A efectos prácticos, no tiene ninguna consecuencia, no hay que rehacer ningún nombramiento", ha insistido.

"LA CIUDAD COMO UN CORTIJO"

Por su parte, la Marea de Vigo, cuyo portavoz, Rubén Pérez Correa, fue quien denunció que esos acuerdos de Junta de Gobierno eran contrarios al ordenamiento jurídico, ha subrayado que la sentencia del contencioso administrativo pone de manifiesto que el gobierno de Abel Caballero ha perpetuado un "mecanismo absolutamente pernicioso" de provisión de plazas de altos funcionarios.

Pérez Correa, quien ha reclamado al gobierno local que empiece a reservar partidas presupuestarias para convocar concursos y proveer esas plazas con arreglo a la ley, ha denunciado que la práctica de utilizar la libre designación de plazas proviene de "entender la ciudad como un cortijo", en el que "los concejales se creen intocables en procesos judiciales porque siempre habrá un técnico --nombrado por ellos-- que asuma las culpas".

El portavoz de Marea de Vigo ha añadido que existe un informe del secretario municipal en el que éste admite que un mecanismo excepcional se ha estado utilizando como práctica "habitual" en el Ayuntamiento, al menos en los últimos 30 años.

El concejal Xosé Lois Jácome ha recalcado que Marea interpuso la denuncia "en defensa de los trabajadores" del Ayuntamiento, ya que todos tienen derecho a poder ocupar ciertas plazas en función de sus méritos y capacidades.

"NUEVO ESCÁNDALO"

Mientras, el grupo municipal del PP ha calificado la sentencia como "un nuevo escándalo en materia de personal" en el Ayuntamiento de Vigo, y ha constatado que la Justicia ratifica "que el alcalde no está cumpliendo la legalidad".

La portavoz del grupo, Elena Muñoz, ha recordado que hace una semana se presentaron un centenar de alegaciones a la prueba teórica para la selección de bomberos --que solo aprobaron una veintena de los casi 300 aspirantes--, "sin que el gobierno haya dado una explicación razonable".

A juicio de la concejal 'popular', la sentencia del contencioso administrativo deja claro que "hay que convocar concursos y no asignar a dedo", como hace el gobierno de Caballero, que tiene un concejal de Personal, Francisco Javier Pardo, "cuyo único mérito es ser cuñado de Carmela Silva, y que no sabe nada de derecho administrativo y de derecho de los funcionarios".

Contador