Publicado 21/07/2021 14:34CET

Condenado a un año de prisión un cliente que le rompió la nariz a una camarera en un bar de Vigo

Un colectivo feminista convoca una concentración en la ciudad en repulsa de la sentencia y denuncia que la condena resulta "insuficiente"

VIGO, 21 Jul. (EUROPA PRESS) -

La sección quinta de la Audiencia Provincial de Pontevedra, con sede en Vigo, ha condenado a un año de prisión a un cliente acusado de romperle la nariz a una camarera en un bar del barrio de Balaídos de esa ciudad en 2019.

La sentencia, contra la que cabe recurso, también impone al procesado, S.M.V.G., la prohibición de acercarse a esta mujer y de comunicarse con ella durante tres años. Además, deberá indemnizarla en más de 9.700 euros. Mientras, se ha absuelto a la entidad dueña del establecimiento y a la aseguradora.

El tribunal ha considerado probado que, sobre las 17,00 horas del 19 de julio de 2019, el acusado se encontraba en una cafetería de la calle Fragoso en la que trabajaba la camarera, "con quien mantuvo una discusión" durante la que, "sin previo aviso y con intención de menoscabar su
integridad física", le propinó "un fuerte puñetazo en la nariz que la tiró al suelo".

Como consecuencia, la mujer sufrió lesiones cuyo tiempo de curación superó los cuatro meses y le quedaron secuelas de estrés postraumático y una desviación del ala nasal que fue corregida mediante una intervención quirúrgica.

También ha señalado que el procesado "está diagnosticado de retraso mental leve y trastornos de conducta con déficit de control de impulsos", así como que "en el momento de los hechos su capacidad volitiva estaba disminuida de modo leve".

Asimismo, los jueces han destacado que la declaración de la víctima, que ya conocía al acusado por "un incidente previo", resulta "coherente y creíble". Además, han explicado que la mujer respondió "a las distintas cuestiones que le fueron planteadas con normalidad y sinceridad, entreviéndose incluso cierta huella emocional derivada del incidente".

Adicionalmente, han remarcado que los policías que detuvieron al agresor comprobaron que se trataba de la persona que buscaban al observar una grabación del incidente que les proporcionó la propietaria del local. Aunque han reconocido que la cinta "no abarca todo el tiempo transcurrido" desde que el procesado entró en el interior del establecimiento hasta que se marchó del mismo, "sí comprende el episodio central" y corrobora la declaración de la víctima.

CONCENTRACIÓN

Por otra parte, el colectivo Feminismo Unitario de Vigo ha convocado una concentración que tendrá lugar este miércoles ante el Museo Marco de la ciudad en repulsa de la sentencia, cuya condena ha considerado "insuficiente".

Así, ha llamado a la movilización para "recordar" que las calles "también son de las mujeres" ante "la falta de una respuesta contundente por parte de la Justicia" tras la agresión a una camarera en Vigo y en rechazo a la sentencia, que ha tachado de "machista".

Contador

Para leer más