Alemania encuentra "reticencias" de algunos países para tipificar como delito negar el Holocausto

Actualizado 14/01/2007 21:33:13 CET

DRESDE, 14 Ene. (EUROPA PRESS/Eva Cantón) -

La ministra alemana de Justicia y presidenta en ejercicio de la UE, Brigitte Zypries, admitió hoy, en vísperas de la reunión informal que celebrará con sus colegas mañana y pasado mañana en Dresde, que algunos países miembros tienen "reticencias" sobre la propuesta de Decisión-marco relativa a la lucha contra el racismo y la xenofobia, que contempla tipificar como delito negar la existencia del Holocausto y que la presidencia alemana se ha propuesto llevar de nuevo a la agenda del Consejo después de años de parálisis.

Durante la rueda de prensa ofrecida por Alemania, Portugal y Eslovenia, el trío que se encargará de la presidencia rotatoria de la UE durante los próximos 18 meses, Zypries recordó que "hay desde hace años" un borrador de la denominada Decisión-marco sobre racismo y xenofobia sobre el que se espera trabajar "lo más pronto posible", si bien admitió que hay "reticencias" de algunos Estados sobre la propuesta. "Soy optimista sobre la posibilidad de llegar a algún resultado en los próximos seis meses", dijo sin dar más detalles la titular federal de Justicia.

Esta iniciativa, que data de 2001, pretende que en la Unión Europea el racismo y la xenofobia sean punibles, pero tropezó en su momento con la negativa del primer ministro italiano, Silvio Berlusconi. Alemania quiere lograr una mínima armonización de la legislación penal para castigar los delitos relacionados con el extremismo y, en especial, las declaraciones racistas o xenófobas, como son la incitación a la violencia y al odio o la negación del Holocausto.

Para dejar claro que la normativa no pretende cercenar la libertad de expresión, el comisario europeo responsable de Justicia, Libertad y Seguridad, el italiano Franco Frattini, aseguró que lo que se quiere es "condenar la incitación a la violencia preservando al mismo tiempo la libertad de expresión". Además, recordó que, al tratarse de una Decisión-marco y no de una Directiva, los Estados miembros tienen "mayor margen de maniobra" porque se decide a nivel nacional las "categorías de actividad" que entrarían en el ámbito de la normativa.

En la agenda de los ministros de Justicia la presidencia ha incluido un debate sobre la cooperación judicial en el ámbito del derecho de familia y de sucesión, así como rentabilizar el las posibilidades que ofrece la tecnología de la información para extender a nivel comunitario los beneficios de la justicia electrónica (e-justicia). A la cita está previsto que acudan por parte española el secretario de Estado de Seguridad, Antonio Camacho, y el titular de Justicia, Juan Antonio López Aguilar.