Australia.- Rudd pide a la Policía que investigue un falso email que le vincula con un delito de abuso de poder

Actualizado 20/06/2009 12:32:25 CET

CANBERRA, 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro australiano, Kevin Rudd, ha puesto en manos de la Policía Federal la investigación sobre una posible suplantación de personalidad de un funcionario público en un correo electrónico que pedía a la financiera automovilística OzCar que destinara, a petición del propio Rudd, parte de sus fondos al dueño de un concesionario amigo del primer ministro.

Según Rudd, el líder de la oposición Malcolm Turnbull se ha visto obligado a retractarse de su amenaza con presentar pruebas que vinculaban a Rudd con esta operación, pero el primer ministro asegura que, con todo, su integridad se encuentra en juego. "Qué fácil es tirar barro a la gente y escapar", lamentó Rudd, en declaraciones al diario 'Sydney Morning Herald'.

La evidencia que quería presentar Turnbull era un presunto correo electrónico enviado por el consejero de Rudd, Andrew Charlton, al funcionario del Tesoro, Godwin Grech, responsable de OzCar. Según Turnbull, detrás del mensaje no se encuentra ningún miembro de la oposición.

En este sentido, Rudd ha solicitado una investigación de la Policía Federal Australiana, advirtiendo de que "suplantar a un funcionario público es un delito extremadamente grave" e instando al líder opositor a "prestar cooperación absoluta" con las autoridades.