25 de mayo de 2020
 
Publicado 21/05/2020 22:14:21 +02:00CET

El Banco Mundial aprueba 457 millones de euros en ayudas a África y Oriente Próximo ante la plaga de langostas

Las langostas llegan a Uganda
Las langostas llegan a Uganda - GETTY IMAGES / LUKE DRAY - Archivo

MADRID, 21 May. (EUROPA PRESS) -

El Banco Mundial ha aprobado este jueves un programa de 500 millones de dólares (cerca de 457 millones de euros) para dar ayuda a países de África y Oriente Próximo afectados por la plaga de langostas del desierto que está devastando la zona desde finales de 2019.

El Programa de Respuesta ante la Emergencia por las Langostas (ELRP) "se centrará en dar ayuda inmediata para ayudar a agricultores y ganaderos pobres y vulnerables, así como a familias rurales, para superar una de las peores plagas de langostas en las últimas décadas".

El organismo ha detallado que el ELRP llevará a cabo estas funciones "a través de redes de seguridad social orientadas como entregas de efectivo, al tiempo que invierte en la recuperación a medio plazo de los sistemas de producción agrícola y ganadero y el sustento rural en los países afectados".

Los primeros países que serán financiados a través de la fase inicial del programa serán Etiopía, Kenia, Uganda y Yibuti, con un paquete conjunto de 160 millones de dólares (unos 146 millones de euros), según ha indicado el Banco Mundial a través de un comunicado.

En concreto, Etiopía recibirá ayuda por valor de 63 millones de dólares (cerca de 57,5 millones de euros), Uganda por valor de 48 millones de dólares (alrededor de 44 millones de euros), Kenia por valor de 43 millones de dólares (unos 39 millones de euros) y Yubuti por valor de seis millones de dólares (sobre 5,5 millones de euros).

"Los enjambres de langostas presentan una doble crisis para países que están también haciendo frente a la pandemia de coronavirus", ha dicho el presidente del Grupo Banco Mundial, David Malpass.

"Juntos, este emergencia sobre el suministro de alimentos y la pandemia y el cierre económico en economías avanzadas pone a algunos de las personas más pobres y vulnerables del mundo en un riesgo aún mayor", ha destacado.

El Banco Mundial calcula que, sin medidas a gran escala para reducir la plaga de langostas y evitar su expansión, los daños podrían ascender a los 8.500 millones de dólares (alrededor de 1.643 millones de euros) en el Cuerno de África y Yemen.

En este sentido, ha argumentado que ayudando a aplicar medidas de control, las pérdidas ascenderán a los 2.500 millones de dólares (aproximadamente 2.283 millones de euros), motivo por el que ha incidido en la importancia de la ELRP.

África Oriental cuenta ya con 22,5 millones de personas en situación de inseguridad alimentaria grave y con 10,8 millones de desplazados, según datos de la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA).

Hasta el momento, los enjambres de langostas del desierto han infestado 23 países de África Oriental, Oriente Próximo y el sur de África, lo que supone la mayor plaga en los últimos 70 años, si bien la situación podría empeorar próximamente debido a las condiciones favorables para la reproducción y cría de estos insectos.

La langosta del desierto está considerada la especie migratoria más destructiva del mundo, toda vez que un enjambre extendido por un kilómetro cuadrado es capaz de comer al día la misma cantidad de alimentos que 35.000 personas.

Contador

Para leer más