Clinton, obligada a ganar en Texas y Ohio tras la victoria de Obama en Wisconsin y Hawai

Actualizado 20/02/2008 12:23:57 CET
Actualizado 20/02/2008 12:23:57 CET

Clinton, obligada a ganar en Texas y Ohio tras la victoria de Obama en Wisconsin y Hawai

Reuters

NUEVA YORK, 20 Feb. (EUROPA PRESS) -

Las próximas primarias a celebrar en los partidos Demócrata y Republicano serán en los estados de Texas y Ohio, dos de los más importantes por ser dos en los que más delegados se reparten y adonde Hillary Clinton destinará todos sus esfuerzos a partir de ahora para alcanzar de nuevo a su rival, Barack Obama.

Tras las victorias esta noche del senador demócrata por Illinois en las primarias de Wisconsin y el caucus Hawai --lo que fortalece su meteórica carrera a la candidatura a la Presidencia con diez estados ganados consecutivamente--, Obama ha aumentado ligeramente su ventaja sobre Clinton.

Después de las citas de ayer, ahora los dos candidatos, pero sobre todo Clinton, miran a la convocatoria del 4 de marzo, cuando Texas y Ohio celebrarán primarias con un total de 334 delegados en juego. Las victorias de Wisconsin y Hawai dejan a Obama en una buena posición, pero Clinton tiene tiempo para redefinir su campaña y ganar en estos dos estados, en los que, en principio, parece ser la favorita. Pero sabe que está obligada a ganar para seguir viva en la carrera por la nominación demócrata.

Después de conocer su victoria en Wisconsin, Obama advirtió durante un mitin ante miles de personas en Houston (Texas) de que el cambio que propone "está aún a meses y kilómetros de distancia", por lo que pidió la ayuda de "la buena gente de Texas" para llegar a ese objetivo, informa la NBC.

Obama ha pasado a liderar la carrera por la nominación demócrata con las diez victorias consecutivas conseguidas en este mes de febrero, pues ya ha ganado en 25 primarias, frente a las 11 que lleva Cinton.

142 DELEGADOS MÁS

En Wisconsin logró un 58 por ciento de los votos, un dato significativo dado que este estado tiene una gran población de trabajadores de clase media y votantes rurales, quienes han sido una parte importante del apoyo a Clinton. Además, la composición demográfica es similar a la de Ohio.

Y como en Ohio, se trató de una elección abierta que permitía la participación de republicanos e independientes, no el tipo de "caucus" pequeño y cerrado en los que Obama ha tenido un buen rendimiento. Sin embargo, Clinton es la favorita en Texas y Ohio, aunque una encuesta de opinión en el primero mostró un posible empate.

Clinton no mencionó los resultados de Wisconsin durante el mitin que ofreció anoche en Youngstown (Ohio). "No basta sólo con discursos. Necesitamos tener soluciones. Si bien las palabras importan, las mejores palabras en el mundo no son suficientes a menos que las iguales con acciones", subrayó.

En el caucus de Hawai la victoria de Obama fue aún más contundente que la de Wisconsin, ya que logró un apoyo del 77 por ciento de los votantes contra un 23 por ciento que consiguió Clinton.

Hasta el momento, Obama ha conseguido 1.156 delegados frente a los 1.014 de Clinton, de acuerdo a un recuento elaborado por la NBC. Se necesitan 2.025 delegados para obtener la nominación presidencial en la convención del partido, que será este verano.

BANDO REPUBLICANO

Por su parte, el favorito entre los republicanos, John McCain, también ganó en Wisconsin y Washington, en un nuevo paso hacia la nominación de su partido en la carrera hacia la Casa Blanca. Esta nueva victoria le separa aún más del único rival que le queda, el ex gobernador de Arkansas Mike Huckabee.

En las primarias de Wisconsin, el senador por Arizona logró el 55 por ciento de los apoyos frente al 37 por ciento de su rival, mientras que en las del estado de Washington McCain salió también victorioso con el 49 por ciento de los votos frente al 21 por ciento de su rival.

McCain acumula 880 delegados frente a los 243 de Huckabee, siendo 1.191 los delegados necesarios para ganar la nominación republicana, por lo que su candidatura ya está más que decidida.