Actualizado 23/09/2007 19:11 CET

Crónica ONU.- La ONU busca en la cumbre de mañana el compromiso de los dirigentes mundiales contra el cambio climático

Más de 70 jefes de Estado y de Gobierno participarán en la reunión convocada por Ban Ki Moon que tratará el futuro post-Kioto

MADRID, 23 Sep. (EUROPA PRESS) -

'El futuro en nuestras manos: Los líderes mundiales ante al cambio climático' es el nombre formal del encuentro de alto nivel en el que participarán más de 70 jefes de Estado y de Gobierno convocados por el secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, y que comenzará mañana lunes en Nueva York. Ban pretende lograr el compromiso político al más alto nivel de cara a la celebración de la Conferencia de la ONU sobre el Cambio Climático que tendrá lugar del 3 al 14 de diciembre en Bali.

En total habrá representantes de más de 150 países que participarán en la sesión anual de la Asamblea General de la ONU que comienza el martes. Sin embargo, el objetivo del lunes es acercar posturas de cara al comienzo de las negociaciones de un nuevo pacto internacional que renueve la Convención Marco de la ONU sobre el Cambio Climático.

"Bali debe suponer un avance en la agenda de negociación para combatir el cambio climático en todos los frentes, incluida la adaptación, la mitigación, tecnologías limpias, deforestación y movilización de recursos", declaró Ban, quien ha hecho de la lucha contra el cambio climático una de las principales prioridades de su mandato. "Bali debe ser la respuesta política a los últimos informes científicos publicados por la Comisión Intergubernamental sobre el Cambio Climático (CICC). Todos los países deben hacer lo que puedan para alcanzar un acuerdo sobre 2009, y aplicarlo cuando concluya la vigencia del Protocolo de Kioto, en 2012", indicó Ban.

Al encuentro acudirá el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, la canciller alemana, Angela Merkel, el presidente francés, Nicolas Sarkozy, el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, o el jefe de Estado boliviano, Evo Morales, así como su homólogo estadounidense, George W. Bush. Aunque Bush, opuesto a fijar límites a las emisiones, no participará en la cumbre, sí acudirá a la cena organizada para cerrar el evento.

También acudirán a la cita otras importantes figuras como el ex vicepresidente estadounidense Al Gore, conocido por su campaña contra el cambio climático, o el gobernador de California, Arnold Schwarzenegger.

AUMENTO DE LA TEMPERATURA.

Según la Comisión Intergubernamental sobre el Cambio Climático, si no se toman medidas con los gases de efecto invernadero, la temperatura de la Tierra podría elevarse unos 4,50ºC o más. Los efectos del cambio climático ya están registrándose, según la Comisión. El océano Ártico se calienta al doble de velocidad que la media del planeta y ya se han documentado efectos adversos sobre la actividad humana.

El impacto del calentamiento también se ha detectado en otras regiones y sectores, en particular sobre los ecosistemas. Conforme retroceden los glaciares peligran aún más el suministro de agua. Para la población que vive en zonas secas, especialmente en África, los cambios en los patrones del agua amenazan con agudizar la desertificación, la sequía y la inseguridad alimentaria. Otras regiones podrían sufrir inundaciones, crecimiento del nivel del mar y fenómenos climáticos extremos.

"No podemos seguir por este camino durante mucho tiempo", afirmó Ban durante una reciente comparecencia ante la Asamblea General de la ONU. "No podemos seguir con los negocios como siempre. Ha llegado el momento de una acción decisiva a escala global", añadió.

El cambio climático afectará sobre todo a los más pobres, a la población más vulnerable, según el informe de la CICC, pero afectará a todos. Los países industrializados, con todos sus recursos económicos y tecnológicos, son quienes más pueden hacer para reducir las emisiones de gases invernadero, pero todos tienen que desempeñar un papel.

Los países en desarrollo cada vez dan más pasos para recortar sus emisiones y adoptarse al impacto del cambio climático y la comunidad internacional identifica los recursos, las herramientas, y apoya estos esfuerzos. Según el CICC, las estrategias de adaptación deberán tener en cuenta las preocupaciones medioambientales, económicas y sociales para lograr un desarrollo sostenible.

GOBIERNOS, SOCIEDAD CIVIL Y EMPRESARIOS.

El encuentro de alto nivel, de un día de duración, consistirá en una ceremonia de apertura seguida de cuatro sesiones plenarias simultáneas. Cada una de ellas se centrará en uno de estos cuatro temas: mitigación y regulación de las emisiones, adaptación, tecnología y financiación. Cada pleno temático será presidido por dos jefes de Estado o de Gobierno y en ellos participarán los dirigentes o jefes de delegación, así como representantes del mundo empresarial y de la sociedad civil.

Zapatero copresidirá, junto al primer ministro de Barbados, Owen Arthur, una de estas cuatro sesiones, en concreto la relativa a la adaptación al cambio climático.

El secretario general de la ONU será el responsable de pronunciar un discurso en la sesión de apertura y de divulgar las conclusiones logradas por los participantes. También dará una rueda de prensa al final del día.

LOS ECOLOGISTAS EXIGEN COMPROMISOS.

Greenpeace será uno de los participantes en la reunión de alto nivel de mañana lunes y en ella los ecologistas plantearán la necesidad de una apuesta decidida por las energías renovables, necesaria para impedir el "caos climático".

WWF/Adena, por su parte, pide que el nuevo acuerdo se negocie sobre la Convención Marco de las UN sobre el cambio climático y el Protocolo de Kioto, un acuerdo que no han suscrito países tan importantes como Estados Unidos. Los ecologistas abogan por unos objetivos "claros" para la reducción de las emisiones de gases invernadero en los países industrializados y "acciones cuantificables" para los países en vías de desarrollo más avanzados.

"Los gobiernos finalmente se han dado cuenta de que el cambio climático supone un peligro real para el planeta", afirma Hans Verolme, director del Programa Internacional sobre Cambio Climático de WWF. "El hecho de que los líderes mundiales se reúnan bajo los auspicios de la ONU para comprometerse a mayores reducciones en las emisiones puede considerarse como un hito que puede marcar un antes y un después", indicó.

WWF también pide a Ban Ki Moon que haga un llamamiento para que la era de los combustibles fósiles "termine para mitad de este siglo". "Las energías renovables pueden crear beneficios mucho mayores que sus costes", explicó Hans Verolme.

A nivel estatal, Adena pide a los representantes de España en la cumbre de Nueva York que apoyen un acuerdo global que permita limitar el aumento global de las temperaturas por debajo de los 2ºC para 2050. Sobre todo si se tiene en cuenta que, según los informes científicos del CICC puede ser uno de los países europeos más afectados por el cambio climático y que nuestro país es actualmente un líder mundial en energías renovables.

"España puede y tiene que promover la idea de que es posible un mundo sin petróleo; no necesariamente hoy, pero hay que llegar a ello para el 2050. Este puede ser un primer paso hacia el objetivo", afirmó Heikki Willstedt Mesa, experto en Energía y Cambio Climático de WWF/Adena.