Dos monjes queman vivo al abad de su templo en el noreste de Tailandia

Publicado 18/07/2019 14:04:00CET
Un monje budista en una ceremonia en un museo de Bangkok
Un monje budista en una ceremonia en un museo de BangkokChaiwat Subprasom/SOPA Images vi / DPA

BANGKOK, 18 Jul. (DPA/EP) -

Dos monjes budistas han sido arrestados y procesados en Tailandia por causar la muerte del abad de su templo, al que quemaron vivo incendiando su habitación cuando se encontraba durmiendo, según ha contado a la agencia de noticias DPA la Policía tailandesa este jueves.

El asesinato de un monje por parte de otros monjes es un crimen poco habitual en Tailandia, un país en el que el 95 por ciento de la población es budista.

El monje Phra Boonsri, de 61 años de edad, fue arrestado el miércoles en el lugar donde se escondía en la provincia de Si Sa Ket, situada en el noreste de Tailandia y a unos 500 kilómetros de la región de Bueng Kan, donde junto con otro monje incendió la habitación en la que Phra Somjit, de 53 años, estaba durmiendo, según ha explicado el jefe de la Policía en el distrito de So Phisai, Chaiyut Thamsuna.

El otro monje implicado en el asesinato, Phra Bancha, de 37 años, y otros dos hombres que fueron contratados para llevar a los dos religiosos en un vehículo fueron detenidos el martes, según ha relatado el mando policial.

Todos los sospechosos implicados han confesado su participación en el crimen. Los monjes han dicho que no estaba contentos con el trato que recibían de Phra Somjit, que era el abad de su templo y que les había ridiculizado ante sus seguidores en los últimos años.

Cualquier hombre tailandés puede entrar y quedarse en un templo budista todo el tiempo que desee, desde unos días a todo una vida, si bien las mujeres no tienen permitida la entrada. En los últimos años, muchos monjes han sido sorprendidos incurriendo en comportamientos irregulares y violando las normas budistas, incluso llegando a cometer crímenes.

En enero, un abad fue asesinado a puñaladas en Bangkok por varios monjes subordinados después de que se negaran a prestarle dinero.

Para leer más