Publicado 26/06/2021 08:03CET

Entierran en Manila al expresidente filipino Benigno Aquino en medio de llamamientos a honrar su legado

Archivo - El presidente de Filipinas, Benigno Aquino
Archivo - El presidente de Filipinas, Benigno Aquino - EUROPA PRESS/PRESIDENCIA - Archivo

MANILA, 26 Jun. (DPA/EP) -

El expresidente filipino Benigno Aquino ha sido enterrado este sábado en medio de llamados a los ciudadanos de Filipinas para que honren su legado y recuerden elegir líderes que sean decentes y no comprometan la libertad de los filipinos.

Aquino, quien fue presidente del país entre 2010 y 2016, falleció este jueves, a la edad de 61 años, a causa de una enfermedad renal. A él se le atribuye el mérito de erigir la reactivación económica de Filipinas, aprobar una ley de salud reproductiva y presentar un caso de arbitraje contra China por la disputa del mar de China Meridional.

"El mejor homenaje que podemos rendirle a nuestro querido presidente es traer de vuelta, recuperar, preservar, salvaguardar y nunca más comprometer nuestra dignidad como pueblo y la decencia de nuestros líderes como servidores, no como jefes", dijo el arzobispo Sócrates Villegas durante la misa fúnebre del expresidente, quien considera que las banderas a media asta "no son solo para el presidente muerto sino para el Gobierno decente moribundo".

El Ejecutivo sucesor de Aquino, liderado por el presidente Rodrigo Duarte, se ha caracterizado por una violenta guerra contra las drogas ilegales que ha dejado miles de muertos, declaraciones vulgares y misóginas, y constantes amenazas de arresto por oponerse a sus políticas.

"La forma más sincera de homenajear al presidente es revivir las lecciones de su vida de decencia y liderazgo ético, recuperar el honor y la dignidad en nuestra vida privada y pública, entre los ciudadanos y entre nuestros líderes", ha zanjado Villegas.

Contador

Para leer más