Especialistas submarinos retoman la búsqueda del avión de Lion Air siniestrado en el mar de Java

Personal de la agencia BASARNAS en labores de búsqueda del avión de Lion Air
BASARNAS
Publicado 30/10/2018 13:56:53CET

MAR DE JAVA (INDONESIA), 30 Oct. (Reuters/EP) -

Especialistas en rescate submarino con apoyo de balizas subacuáticas han retomado este martes la búsqueda del avión Boeing 737 Max 8 de la aerolínea de bajo coste Lion Air, siniestrado el lunes en el mar de Java con 189 personas a bordo trece minutos después de despegar desde el aeropuerto de Yakarta.

Indonesia, con uno de los mercados de aviación de más rápido crecimiento del mundo, tiene un historial irregular en materia de seguridad área. Sin esperanzas de encontrar a supervivientes, el accidente aéreo está considerado como el segundo más grave en la historia de Indonesia.

El personal de tierra perdió contacto con el vuelo JT610 de la aerolínea de bajo coste Lion Air trece minutos después de que el avión Boeing 737 MAX 8 despegara desde el aeropuerto de Yakarta, la capital del país, con destino a una región minera de Indonesia.

"Ojalá esta mañana podamos encontrar los restos del avión o el fuselaje", ha explicado a Reuters Soerjanto Tjahjono, responsable del panel de seguridad del transporte nacional, antes de señalar que se han desplegado balizas acústicas submarinas para localizar la parte principal del avión.

La prioridad de los equipos de investigación es encontrar las dos cajas negras, el grabador de voz y el registrador de datos de vuelo de la cabina, para ayudar a determinar la causa del accidente aéreo, según han contado expertos en seguridad.

Aunque los buzos detuvieron las operaciones durante la noche, barcos con sónar y un vehículo submarino no tripulado han continuado con la búsqueda de la aeronave, en cuyo interior se cree que estarían atrapados los cuerpos de los pasajeros y la tripulación.

Sólo se han recuperado restos del avión y partes de cuerpos en aguas próximas a la costa de Karawang, al este de Yakarta. Un testigo de Reuters en una embarcación en el lugar del siniestro vio equipos de buzos entrando al mar desde seis lanchas neumáticas.

"La visibilidad no es buena porque está muy nublado", ha comentado un oficial de fuerzas especiales, que ha dicho que el equipo de buceo comenzó justo después del amanecer y que ha bajado hasta 35 metros de profundidad.

El piloto del vuelo JT610 pidió volver a la base poco después del despegue a las 6.20 horas. Los investigadores están tratando de determinar por qué el piloto emitió la solicitud, que fue otorgada. No se recibió señal alguna desde el transmisor de emergencia del avión.

El accidente es el primero que sufre un avión del modelo Boeing 737 Max, una versión muy vendida, actualizada y más eficiente en combustible del modelo 737 monopasillo tradicional.