Actualizado 19/07/2021 17:02 CET

Francia apunta hacia la "posibilidad" de imponer toques de queda focalizados ante el repunte de contagios

Archivo - Clement Beaune, secretario de Estado de Asuntos Europeos de Francia.
Archivo - Clement Beaune, secretario de Estado de Asuntos Europeos de Francia. - AURELIEN MORISSARD / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 19 (EUROPA PRESS)

El secretario de Estado de Asuntos Europeos de Francia, Clément Beaune, ha apuntado este lunes hacia la "posibilidad" de imponer toques de queda focalizados ante el repunte de contagios de COVID-19.

Preguntado sobre esta cuestión en una entrevista con BMFTV, Beaune ha aseverado que "es una posibilidad, no está excluida". "Se pueden tomar medidas de restricción adaptadas a los territorios en función de la gravedad de la situación", ha agregado, antes de indicar que este tipo de acciones son "necesarias" mientras el plan de vacunación avanza.

La pandemia de COVID-19 se acelera en Francia durante los últimos días, con 37 departamentos por encima del umbral de alerta. Ya la semana pasada, el presidente, Emmanuel Macron, apuntó a 200 casos por cada 100.000 habitantes como nivel de alerta asociado con un aumento de la presión hospitalaria para poner en marcha "medidas de frenado" localizadas.

Actualmente, según los datos del Ministerio de Salud de Francia, la incidencia se ubica el 63,5 casos por cada 100.000 habitantes, con una media de nuevas hospitalizaciones diarias de 176, 30 en unidades de cuidados intensivos.

Las autoridades sanitarias francesas registraron el domingo más de 12.500 nuevos contagios y cinco fallecidos. Hasta el momento, Francia ha contabilizado más de 5,8 millones de personas contagiadas de COVID-19, enfermedad que ha dejado más de 112.000 fallecidos en el país europeo.

Por otro lado, Beaune ha tildado de "vergonzoso" que durante las manifestaciones contra las restricciones para frenar la pandemia de COVID-19 de este fin de semana se comparara el certificado de vacunación de Francia con la estrella amarilla con la que las autoridades nazis marcaban a los judíos en el marco de la Segunda Guerra Mundial.

"Comparar el certificado de salud con la estrella amarilla es vergonzoso, inmoral, monstruoso", ha lamentado, antes de indicar que "que haya un debate es una cosa, pero decir que es una dictadura es un escándalo y hacer la comparación con la estrella amarilla es ir más allá de todos los límites morales".

"Pido un sentido de la República y de la historia. Las ilusiones conspirativas de la gente en primera línea de las manifestaciones es irresponsable, es repugnante", ha continuado.

Según los datos del Ministerio del Interior francés, más de 114.000 personas se manifestaron el sábado en Francia contra las medidas sanitarias. Los manifestantes hablaron de "dictadura de la salud".

Contador

Para leer más