El Gobierno congoleño da por controlado el brote de ébola en Beni y otras zonas

Protección frente al ébola en un centro de Beni
REUTERS / FISTON MAHAMBA - Archivo
Publicado 20/02/2019 19:16:18CET

MADRID, 20 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno congoleño ha dado por controlado el brote de ébola que desde el pasado mes de agosto azota al este del país en la ciudad de Beni y en otras zonas afectadas en las provincias de Kivu Norte e Ituri, en un "avance considerable" en la lucha contra la que es la ya mayor epidemia del virus en República Democrática del Congo (RDC).

"Ayer pasamos el umbral de 21 días sin nuevos casos en Beni. Es un avance considerable, es una etapa muy importante en la respuesta", ha subrayado el ministro de Salud, Oly Ilunga, en declaraciones este miércoles a Radio Okapi.

El que hayan pasado 21 días sin casos en Beni, donde se abrió un frente del brote el pasado septiembre, "ilustra el trabajo que se ha realizado en la respuesta y que hay avances positivos". "Hay que saludar el trabajo de los equipos de respuesta", ha añadido.

No obstante, el ministro ha reconocido que se trata de "una epidemia extremadamente compleja" aunque ya ha sido "controlada en muchos sitios" como Mangina, Tchomia, Komanda y ahora Beni. En este sentido, ha destacado que los principales focos en la actualidad están en Butembo y Katwa.

Según el último balance publicado por el Ministerio de Salud congoleño, hasta la fecha se han registrado 844 casos --779 confirmados -- y 528 muertos --463 confirmados--, mientras que 255 personas se han recuperado del mortífero virus. En el último día se contabilizaron tres nuevos casos en Katwa y otro en Butembo.

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, ha celebrado las "buenas noticias". "Más localidades que habían estado afectadas por el ébola en RDC no tienen nuevos casos", ha destacado, asegurando que la OMS mantiene la cautela junto al Ministerio de Salud y sus socios "ya que el riesgo de que vuelva a introducirse desde otras zonas activas del brote sigue siendo alto".

Contador