24 de febrero de 2020
 

Guatemala.- La Premio Nobel de la Paz Rigoberta Menchú afirma que Guatemala está cansada de "vivir guerras ajenas"

Actualizado 16/03/2007 0:44:19 CET

GUATEMALA, 15 Mar. (EP/AP) -

La candidata y Premio Nobel de la Paz 1992 Rigoberta Menchú afirmó que si ganase las elecciones presidenciales de Guatemala, previstas para el próximo 9 de septiembre, no buscaría una alianza con Estados Unidos, pero tampoco una con el gobierno del presidente venezolano Hugo Chávez.

"Ya estamos cansados de vivir guerras ajenas e intereses ajenos. Quiero que nos permitan hacer las cosas de acuerdo con los intereses de nuestro pueblo, que no nos pongan camisas que no son las nuestras", dijo el jueves Menchú durante una entrevista con la AP.

La Premio Nobel estuvo vinculada desde su juventud a la izquierda y sus detractores la acusan de haber pertenecido a una guerrilla que quiso derrocar por las armas al Gobierno de entonces, sin embargo, en la actualidad realiza una política de tintes moderado. "Estoy en contra de los extremos, creo que los extremos han hecho mucho daño al país", afirmó la candidata indígena.

En 1996, el gobierno de Guatemala de entonces firmó la paz con la guerrilla izquierdista que intentó derrocarlo a lo largo de 36 años en una guerra que dejó 200 mil muertos y 40 mil desaparecidos.

Menchú ganó el Premio Nobel de la Paz en 1992 por su trabajo en la dignificación de los pueblos indígenas. Menchú perdió a su padre, Vicente Menchú, durante el incendio de la embajada de España en 1980.

Vicente Menchú y otras 36 personas fallecieron quemadas cuando la policía intentaba desalojarlos de la sede diplomática española que habían tomado en señal de protesta por las violaciones a los derechos humanos cometidas contra los mayas por el ejército.

También negó que haya recibido ofertas de asistencia para su campaña presidencial por parte del presidente de Bolivia, Evo Morales.

"Lo que recibí fue una carta de la gente del partido del presidente Morales para felicitarme por la nominación (cuando fue postulada como candidata)", expuso Menchú.

Hasta ahora, dijo, no ha recibido ofertas de apoyo de parte de ningún Gobierno. En cuanto al respaldo local, sostuvo que se fundamentará en un "trabajo de hormiga" patrocinado por activistas en lo que ella llama "avalancha cívica".

Menchú se presentará el 9 de septiembre como candidata presidencial para las elecciones generales en las que competirá por el partido de izquierda moderada 'Encuentro por Guatemala'.

Será la primera candidata mujer e indígena que compite por la Presidencia en Guatemala, un país donde el 42 por ciento de los casi 12 millones de habitantes pertenece a alguna de las etnias descendientes de los mayas antiguos.