Johnson reconoce el fracaso de los republicanos tras el 'impeachment' fallido al secretario de Seguridad Nacional

El presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Mike Johnson
El presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Mike Johnson - Europa Press/Contacto/A AronSchwartzliujie
Publicado: miércoles, 7 febrero 2024 19:09

Insiste en que aprobarán el 'impeachment' en la próxima ronda de votación

MADRID, 7 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, el republicano Mike Johnson, ha reconocido este miércoles el fracaso del Partido Republicano después de que la Cámara haya rechazado destituir a través de un proceso de 'impeachment' al secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, por la crisis abierta sobre la gestión de competencias en la frontera con México.

"Anoche fue un revés, pero la democracia es confusa. Vivimos en tiempos de un gobierno dividido. Tenemos un margen muy estrecho y cada voto cuenta", ha asegurado el republicano en declaraciones a la prensa, según ha recogido la cadena ABC News.

Johnson ha insistido en que el Partido Republicano tiene "el deber" de "hacer responsable" de la crisis tanto a Johnson como a la Administración Biden, por lo que aprobarán su destitución en la próxima ronda de votación. En el caso de que la Cámara dé su visto bueno, el proceso pasará al Senado --controlado por los demócratas-- donde necesitarán una mayoría de dos tercios y los republicanos tendrán más complicado recabar apoyos.

Tras años de disputas sobre el control migratorio entre las fuerzas de seguridad locales de Texas y la autoridad federal de la Patrulla Fronteriza de EEUU, la crisis ha alcanzado este mes un punto álgido después de que las fuerzas texanas asumieran el control de posiciones de observación habitualmente empleadas por la Patrulla Fronteriza para controlar la migración por el río Bravo.

Aunque el Tribunal Supremo de EEUU devolvió la autoridad a la Patrulla Fronteriza, el gobernador de Texas, Greg Abbott, decidió invocar en respuesta lo que entiende como el derecho constitucional del estado a la defensa frente a la "invasión de migrantes ilegales, drogas y terroristas", en una nota respaldada por 25 gobernadores estatales republicanos.

En respuesta, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, tendió la mano a los republicanos y ofreció la posibilidad de adoptar una nueva ley migratoria conjunta para dilucidar el reparto de competencias, entre otros aspectos.

Esta crisis se suma a la abierta en el Congreso, que se encuentra bloqueado después de que en la víspera la Cámara rechazase un proyecto de ley independiente como alternativa a la iniciativa planteada por los demócratas, que combina nuevos fondos para Israel, ayuda a Ucrania y otras disposiciones de seguridad.

Contador

Leer más acerca de: