Actualizado 27/07/2007 16:05 CET

Libia/Francia.- El PS francés critica el acuerdo de colaboración nuclear al que llegaron Sarkozy y Gadafi

PARÍS, 27 Jul. (Del corresponsal de EUROPA PRESS, Salvador Martínez) - El primer secretario del Partido Socialista (PS) francés, François Hollande, se preguntó esta mañana sobre el sentido de los acuerdos alcanzados el pasado martes por el presidente francés, Nicolas Sarkozy, con su homólogo libio, Muamar al Gadafi, que incluye la instalación en Libia de un reactor nuclear de fabricación gala.

"¿Por qué un país que produce hidrocarburos puede necesitar la tecnología nuclear?", se preguntó Hollande en declaraciones a la radio francesa RTL.

"Queremos saber cuáles han sido las contrapartidas" concedidas a Libia por la liberación de los seis profesionales de la salud búlgaros condenados por Trípoli por haber contaminado con el virus del sida a más de 400 niños del país norteafricano. "No quiero creer que mi país" haya ofrecido entre las contrapartidas la provisión a Libia de "tecnología nuclear para fines civiles", añadió.

"¿Ahora pensamos que el régimen de Gadafi tenía todas las virtudes?", se preguntó Hollande. A su juicio, el régimen del dictador norteafricano puede "cambiar" pero "no hasta el punto de dejar de ser lo que ha sido hasta ahora la dirección del Estado libio", afirmó, en alusión a los atentados terroristas atribuidos a Trípoli en el pasado.

Las críticas del PS francés se registran un día después de que la organización ecologista Greenpeace Francia y el grupo francés Sortir du Nucléaire calificaran de "mala noticia" el acuerdo en materia nuclear alcanzado entre las autoridades francesas y libias.

CRÍTICAS DE ALEMANIA.

El viceministro de Alemania para Asuntos Exteriores, el socialdemócrata, Gernot Erler, criticó en una entrevista publicada hoy en el rotativo alemán 'Handlsblatt' el acuerdo franco-libio, ya que, a su juicio, la decisión del jefe de Estado galo de firmar un memorando en materia de energía nuclear "aumenta el riesgo de proliferación nuclear".

De hecho, la política de Alemania hacia Libia iba dirigida hacia el desarrollo en el país de energías renovables. "Alemania había hecho propuestas" a las autoridades libias, pero ante la oferta del presidente Sarkozy, "no reaccionó", dijo Erler.