Actualizado 27/09/2022 10:36

Medvedev dice que "la OTAN no intervendría directamente" si Rusia usara armas nucleares contra Ucrania

Archivo - El expresidente ruso y vicepresidente del Consejo de Seguridad de Rusia, Dimitri Medvedev
Archivo - El expresidente ruso y vicepresidente del Consejo de Seguridad de Rusia, Dimitri Medvedev - -/Kremlin/dpa - Archivo

Sigue en directo las últimas noticias sobre la guerra en Ucrania

Afirma que los "demagogos" que apoyan a Kiev "no van a perecer en un apocalipsis nuclear" y "se tragarán el uso de cualquier arma"

MADRID, 27 Sep. (EUROPA PRESS) -

El expresidente ruso y actual vicepresidente del Consejo de Seguridad de Rusia, Dimitri Medvedev, ha afirmado este martes que "la OTAN no intervendría directamente" en caso de que Moscú utilice armas nucleares contra "el régimen de Ucrania", al tiempo que ha defendido que el país "tiene derecho" a usar este armamento "si es necesario".

"Imaginen que Rusia se ve forzado a usar el arma más formidable contra el régimen ucraniano, que ha cometido un acto de agresión a gran escala que supone un peligro para la existencia de nuestro Estado. Creo que la OTAN no intervendría directamente en el conflicto ni siquiera en esta situación", ha manifestado el también ex primer ministro ruso en un mensaje en su cuenta en Telegram.

"Después de todo, la seguridad de Washington, Londres y Bruselas es mucho más importante para la Alianza Atlántica que el destino de la condenada Ucrania, a la que nadie necesita, incluso si le dan suministros abundantes de armas. El suministro de armas modernas es un negocio para los países occidentales, que están muy implicados en el odio hacia nosotros", ha argüido.

Así, ha recalcado que "los demagogos europeos y de más allá del charco no van a perecer en un apocalipsis nuclear, por lo que se tragarán el uso de cualquier arma en el conflicto actual". "Estaría bien que esta triste conclusión sea al menos entendida en parte por las autoridades en Kiev, si bien es algo casi imposible debido a que están en un frenesí belicista con pequeñas pausas para sueños drogados", ha agregado.

"A nuestros enemigos les encanta hacer afirmaciones grandilocuentes. Mencionar los términos 'libertad', 'democracia', 'misión'. De hecho, es una verborrea ritual. Son fuentes de demagogia diarreica sumadas con graznidos de retórica que se han convertido en un arma del mundo anglosajón con la que inundan al resto de la humanidad, en un intento de defender su exclusividad y su derecho a gobernar el mundo", ha criticado.

En este sentido, Medvedev ha resaltado que el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y la primera ministra de Reino Unido, Liz Truss, "han difundido su saliva atlántica y pedido que Rusia retire la mano del botón nuclear". "Juntos, nos amenazan constantemente con consecuencias 'aterradoras' si Rusia usa armas nucleares y la tía londinense, joven de mente, está totalmente dispuesta a iniciar inmediatamente un intercambio de ataques nucleares con nuestro país", ha manifestado.

"Repito para los que son tan sordos que sólo se escuchan a sí mismos. Rusia tiene derecho a usar armas nucleares si es necesario, en casos determinados y en línea con las bases de la Política de Estado en el Campo de Disuasión Nuclear. Si nosotros o nuestros aliados somos atacados con estas armas o si la agresión con armas convencionales amenaza la existencia de nuestro Estado", ha indicado.

"Haremos todo lo posible para evitar la aparición de armas nucleares en nuestros vecinos hostiles, entre ellos la Ucrania nazi, controlada directamente por países de la OTAN. No tiene sentido contar con el raciocinio y voluntad política del régimen de Kiev, si bien aún existe la frágil esperanza de que el sentido común y el sentido de conservación prime en los países que lo apoyan", ha dicho.

Por último, Medvedev ha incidido en que el resto de países "debe entender que si la amenaza a Rusia excede el límite de peligro establecido, habrá que responder". "No pediremos permiso a nadie y no habrá largas consultas. Definitivamente, no es un farol", ha zanjado, después de que el presidente ruso, Vladimir Putin, realizara la semana advertencias similares y recalcara igualmente que el posible uso de armas nucleares "no es un farol".

Más información