Actualizado 21/04/2022 16:42

La ministra de Exteriores belga deja temporalmente el cargo por la grave enfermedad de su marido

Archivo - Sophie Wilmes, ministra de Exteriores de Bélgica
Archivo - Sophie Wilmes, ministra de Exteriores de Bélgica - Hatim Kaghat/BELGA/dpa - Archivo

BRUSELAS, 21 (EUROPA PRESS)

La viceprimera ministra y ministra de Exteriores belga, Sophie Wilmès, ha anunciado este jueves que deja temporalmente sus responsabilidades en el Gobierno de Alexander De Croo por la grave enfermedad que padece su marido.

"Hoy, la enfermedad ha entrado repentinamente en nuestras vidas, en particular en la de mi esposo, Christopher", ha informado la propia dirigente liberal en una carta publicada en redes sociales, en la que ha detallado que su esposo sufre un "cáncer cerebral agresivo".

Wilmès ha decidido dar un paso al lado de forma inmediata, alegando que su situación personal no es compatible con el "rigor, disponibilidad y compromiso total" que requieren los cargos políticos que desempeña. Según ha dicho, sus responsabilidades actuales no le permiten "brindar la ayuda y el consuelo" que necesitará su familia en este momento.

Es por ello, que, en coordinación con De Croo, ha acordado abandonar el Ejecutivo temporalmente y que el propio primer ministro asuma temporalmente la cartera de Exteriores y sus compañeros de filas, David Clarinval y Mathieu Michel, se encarguen de Comercio Internacional e Instituciones Culturales Federales, respectivamente.

Con esta reconfiguración, Wilmès se ha dado de plazo hasta el verano para considerar su situación, cuando posiblemente tome una decisión sobre su futuro político.

SOLIDARIDAD DE MICHEL Y DE CROO

En sendos mensajes en redes sociales, el primer ministro belga y el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, han expresado su solidaridad con la dirigente liberal.

De Croo ha calificado de "terrible" la noticia y expresado su apoyo a Wilmès, su marido e hijos, mientras que Michel, antecesor de Wilmès como primer ministro belga, ha enviado un mensaje de "apoyo y fuerza" a la familia de su compañera de filas.

La liberal francófona ocupó la jefatura del Gobierno belga de forma interina desde finales de 2019 cuando Michel fue elegido presidente del Consejo Europeo. Durante el año al frente del Ejecutivo tuvo que lidiar con la crisis del coronavirus y su gestión de la pandemia fue alabada llegando a recibir poderes especiales del Parlamento belga para abordar la crisis. Ocupó el puesto mientras duraron las largas conversaciones para formar nuevo Gobierno, que culminaron en octubre de 2020.

Con el nuevo gabinete liderado por De Croo, pasó a encargarse de la cartera de Exteriores y una de las siete vicepresidencias de una coalición de Gobierno que integra a siete partidos y cuyo reparto de ministerios responde a un equilibrio entre fuerzas políticas y regiones belgas.

Más información