ONU y ONG denuncian una nueva escalada de violencia en Hodeida tras casi cien bombardeos en dos días

Hodeida
REUTERS / ABDULJABBAR ZEYAD - Archivo
Actualizado 05/11/2018 21:02:48 CET

MADRID, 5 (EUROPA PRESS)

La ONU y distintas ONG han denunciado este lunes que la ciudad yemení de Hodeida sufre una nueva escalada de violencia debido a los ataques aéreos de los últimos días, que alejan aún más la posibilidad de alcanzar una solución política a la guerra civil.

Save the Children ha informado en un comunicado de que en tan solo dos días ha contabilizado cerca de cien bombardeos, cinco veces más que en la primera semana del pasado mes de octubre, lo que "podría poner aún más en riesgo a miles de niños".

Isaac Ooko, responsable del aérea de Hodeida del Consejo Noruego para los Refugiados (NRC), ha confirmado a Reuters que "los últimos cuatro días han sido muy duros". "Toda la gente que vive entre el aeropuerto y la universidad está atrapada" y "el sobrevuelo de los aviones de combate ha generado una ansiedad permanente".

La situación, en opinión de Ooko, "supera ya los niveles catastróficos" que se habían vaticinado. "Hodeida se ha convertido en una ciudad fantasma. La gente se queda en casa. Las calles están vacías", ha descrito en una conversación telefónica con Reuters.

El director de Save the Children en Yemen, Tamer Kirolos, ha explicado que "cada convoy bloqueado desde el puerto o incapaz de salir debido a la violencia significa más malnutrición y más niños que mueren innecesariamente". La ONG calcula que el hambre y las enfermedades extremas matan a una media de cien niños al día en Yemen.

La escasez de bienes de primera necesidad, como comida o medicamentos, se debe al bloqueo impuesto hace ahora justo un año por la coalición internacional que lidera Arabia Saudí en apoyo al Gobierno de Abdo Rabbu Mansur Hadi sobre Yemen por tierra, mar y aire, incluyendo el puerto de Hodeida.

"Los últimos doce meses han sido una pesadilla interminable para los civiles yemeníes", ha dicho el secretario general del NRC, Jan Egeland, en un comunicado. Como consecuencia de ello, doce millones de personas están al borde de la hambruna, mientras que otros 22 millones necesitan ayuda humanitaria.

Save the Children ha indicado que el precio de los alimentos básicos como la harina, el arroz y la sal casi se ha duplicado, socavando así la capacidad de las familias para conseguir alimento. Los padres, ha subrayado la ONG, se alternan las comidas o incluso se mueren de hambre solo para alimentar a sus hijos.

A ello hay que añadir el estado de terror generado en la población local. "Los pacientes en nuestras instalaciones sanitarias están aterrorizados por los bombardeos. Corren para buscar protección cuando oyen los ataques aéreos indiscriminados, aunque saben que ni los centros de salud no son seguros", ha apuntado Kirolos.

A este respecto, Juliette Touma, portavoz del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) que ha estado hasta hace poco en Hodeida, ha denunciado que los combates se están acercando al Hospital de Al Thawra, el principal centro médico de la costa occidental de Yemen. "Se pueden escuchar desde el hospital", ha aseverado a Reuters.

LLAMAMIENTO DESESPERADO

Egeland ha acusado a las partes en conflicto --el Gobierno de Hadi, respaldado por la coalición árabe, y los rebeldes huthis, apoyados por Irán-- de "desobedecer consistentemente las leyes de la guerra y emplear tácticas que han exacerbado el sufrimiento de la población civil".

"Llamamos a todas las partes de este brutal conflicto, al Consejo de Seguridad de la ONU y a los estados miembro implicados a dar pasos inmediatos para un alto el fuego, la total apertura de todos los puertos yemeníes, la restauración de los servicios públicos y la estabilización de la economía yemení", ha dicho.

En la misma línea, Save the Children ha urgido a las partes a cesar los combates y a permitir un acceso total de la ayuda humanitaria y las importaciones comerciales, al tiempo que ha instado a la comunidad internacional a "aumentar la presión diplomática e intensificar los esfuerzos para garantizar (...) un alto el fuego integral".

En concreto, Save the Children ha pedido a España que cese de forma inmediata la venta de armas a Arabia Saudí "ante el riesgo de que sean usadas contra la población civil yemení". La ONG está recogiendo firmas a través de su web para pedir al Gobierno español que no venda armas a ninguna de las partes.