El Parlamento de Túnez aprueba unas enmiendas a la ley electoral que excluirán a un destacado candidato a la Presidencia

Publicado 18/06/2019 19:44:05CET
REUTERS / ZOUBEIR SOUISSI - Archivo

MADRID, 18 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Parlamento de Túnez ha aprobado este martes una serie de enmiendas a la legislación electoral, una de las cuales excluirá de la carrera hacia la Presidencia a uno de los favoritos, el empresario Nabil Karui.

El proyecto ha sido aprobado de forma integral con 128 votos a favor, 30 en contra y catorce abstenciones, según ha informado la agencia estatal tunecina de noticias, TAP.

Las enmiendas descartan las candidaturas de aquellos que hayan ejercido "una actividad prohibida a partidos políticos o una publicidad política" durante el año anterior a los comicios presidenciales y legislativos, lo que sacaría de la carrera a Karui, propietario de la cadena de televisión Nesma.

Asimismo, establecen un mínimo del tres por ciento en las legislativas para lograr representación, y estipulan la obligación de que los candidatos a las presidenciales presenten una declaración de patrimonio e intereses.

La ley fija además el rechazo de las candidaturas de personas que emitan "un discurso contrario a las reglas democráticas y los principios de la Constitución" o que "incite a la violencia, el odio o promueva la violación de los Derechos Humanos".

Por último, pone fin a la exclusión de los colegios electorales de miembros de la Agrupación Constitucional Democrática (RDC), el partido que lideró el expresidente Zine el Abidine ben Alí hasta su salida del poder en 2011 a raíz de un levantamiento popular.

Durante el pleno, el propio Karui ha pedido a los parlamentarios que usen "la lógica" antes de aprobar la enmienda y ha recalcado que "la comunidad internacional está observando y la Historia juzgará".

"No soy la víctima de esta ley, que viola todos los principios", ha señalado, antes de describirla como "un réquiem para los ciudadanos" y "un insulto a la ciudadanía", según 'L'Economiste Magrhébin'.

EL IMPACTO SOBRE KARUI

Las enmiendas prohíben las candidaturas de aquellos que se beneficien de "asociaciones de caridad" o reciban fondos internacionales durante los doce meses previos a las elecciones.

Karui fundó la Khalil Tounes Foundation en 2017 para dar ayuda a los desfavorecidos, una organización que ganó visibilidad gracias a la cobertura por parte de Nesma TV.

La Policía llevó a cabo en abril una redada en las oficinas de Nesma tras la revocación de su licencia por parte de las autoridades y multó a la cadena por lo que la Alta Autoridad Independiente de Regulación Audiovisual (HAICA) describió como una "explotación" de los pobres y un intento de promover los intereses políticos de Karui.

En respuesta, la cadena rechazó las multas y dijo no reconocer las decisiones de la HAICA, al tiempo que resaltó que las mismas estaban motivadas por las criticas del medio al Gobierno tunecino.

Nesma reinició posteriormente sus emisiones sin licencia, sin que las autoridades hayan tomado medidas al respecto.

El portavoz del Gobierno, Iyad Dahmani, ha señalado que las enmiendas tienen como objetivo "promover la democracia", según ha recogido la agencia de noticias Reuters.

La comisión electoral de Túnez anunció en marzo que las parlamentarias se celebrarán el 6 de octubre y que la primera ronda de las presidenciales tendrá lugar el 10 de noviembre, en lo que serán los terceros comicios desde la caída de Ben Alí.

El país norteafricano ha sido aclamado como el único éxito democrático de la Primavera Árabe porque las protestas pro democráticas forzaron la salida del poder de Ben Alí en 2011 sin desencadenar en el tipo de convulsiones violentas en Siria y Libia.

Sin embargo, desde 2011 cerca de una decena de gobiernos no han podido resolver los problemas económicos del país, que incluyen la alta inflación y desempleo, y la impaciencia está aumentando entre los prestamistas, como el Fondo Monetario Internacional (FMI), que han mantenido al país a flote.

Para leer más