Actualizado 14/03/2021 08:21 CET

Reino Unido acusa a China de incumplir el compromiso bilateral sobre el gobierno de Hong Kong

Archivo - Imagen de archivo de al bandera de Hong Kong
Archivo - Imagen de archivo de al bandera de Hong Kong - Viola Kam/SOPA Images via ZUMA W / DPA - Archivo

MADRID, 13 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno británico ha acusado este sábado a China de incumplir la Declaración Conjunta Chino-Británica de 1984 por la que Londres aceptaba devolver Hong Kong a China a cambio del compromiso de Pekín de conceder un amplio grado de autonomía política a la antigua colonia británica.

Reino Unido considera así que China está en "estado de continuo incumplimiento" de la declaración y ha condenado la decisión de Pekín de modificar el proceso para la elección del gobierno hongkonés.

El ministro de Asuntos Exteriores británico, Dominic Raab, ha señalado que se trata del tercer incumplimiento de la declaración en menos de nueve meses, "un patrón diseñado para hostigar y reprimir las voces críticas con las políticas de China".

"La decisión de Pekín de imponer cambios drásticos para restringir la participación en el sistema electoral de Hong Kong supone un nuevo y claro incumplimiento de la Declaración Conjunta Chino-Británica, que es legalmente vinculante", ha añadido.

"La acción sostenida de las autoridades chinas implican que ahora me vea obligado a informar de que Reino Unido considera que Pekín está en un estado de incumplimiento continuo de la declaración conjunta, una evidencia del creciente distanciamiento entre las promesas y las acciones de Pekín", ha remachado.

En ese sentido, Raab reitera su "apoyo al pueblo de Hong Kong". "China debe comportarse de forma acorde con sus obligaciones legales y respetar los derechos y libertades fundamentales en Hong Kong", ha argumentado.

La tensión política entre los dos países ha crecido recientemente principalmente a raíz de las protestas en Hong Kong, un territorio que permaneció bajo soberanía británica hasta 1997. La imposición de la Ley de Seguridad Nacional y esta última reforma electoral han agravado la situación.