Publicado 23/11/2022 01:35

República Dominicana rechaza las acusaciones de deportaciones de menores haitianos

Director general de migraciones del país, Venancio Alcántara
Director general de migraciones del país, Venancio Alcántara - PRESIDENCIA DE REPÚBLICA DOMINICANA


MADRID, 23 Nov. (EUROPA PRESS) -

República Dominicana ha rechazado este martes las acusaciones sobre presuntas deportaciones de menores haitianos tras ser supuestamente separados de sus progenitores.

La Dirección General de Migración del país ha indicado que no existen casos de menores que hayan sido separados de sus padres, según los datos en los que señalan que más de 150.000 extranjeros han sido devueltos a su país desde 2020.

"En todo momento y en cumplimiento con las leyes de la República Dominicana y los tratados internacionales, toda deportación se lleva a cabo en total y absoluto respeto de la dignidad de las personas y sus derechos humanos", ha asegurado el director general de migraciones del país, Venancio Alcántara, en declaraciones recogidas por la oficina de la Presidencia dominicana.

En esta línea, Alcántara ha detallado que existen procedimientos específicos cuando hay menores de edad involucrados en el proceso. "En todo momento los menores están junto a sus padres y, cuando estos no se han localizado, los menores son referidos directamente al Consejo Nacional para la Niñez y la Adolescencia (CONANI) que se encarga de su cuidado", ha indicado.

La aclaración del director general, incide el comunicado del Gobierno, llega después de que la cadena CNN afirmara que "República Dominicana expulsó este año a cientos de niños a Haití sin sus familias".

La información de la CNN se sustenta en datos proporcionados de forma exclusiva por un portavoz de UNICEF al canal de televisión, en el que señaló que la agencia de Naciones Unidas para la Infancia habría recibido al menos 1.800 niños no acompañados que las autoridades migratorias dominicanas entregaron en Haití desde que comenzó el año.

Asimismo, UNICEF indicaba que "muchos menores llegan sin documentos de identidad", siendo "enviados" al país entre adultos deportados.

El Gobierno de Haití recriminó al de República Dominicana el "trato inhumano y degradante" que ejerce sobre los migrantes haitianos, después de que la ola de deportaciones haya generado dudas incluso en Naciones Unidas, que también expresó la semana pasada su preocupación por este contexto.

Puerto Príncipe se ha hecho eco de "imágenes estremecedoras" recogidas por los medios de comunicación para exhortar a Santo Domingo a dar "un trato respetuoso con la dignidad humana" a quienes cruzan a la zona este de la isla La Española, compartida por ambos países.

El presidente de República Dominicana, Luis Abinader, ya avisó la semana pasada de que su Gobierno "continuará repatriando a los ciudadanos haitianos que se encuentren de manera ilegal en el país", alegando que la gestión de las migraciones compete de forma exclusiva a las autoridades nacionales.

Bajo esta premisa, Abinader tachó de "inaceptables e irresponsables" las críticas del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Volker Turk, que reclamó el cese de las "devoluciones forzadas" por la crisis política, económica y social en que vive sumido Haití.

Según el alto representante de la ONU, Haití no reúne a día de hoy las condiciones de seguridad adecuadas para el retorno "seguro, digno y sostenible" de migrantes dada la "incesante violencia armada y las sistemáticas violaciones a los Derechos Humanos".

Contador

Más información