La UE apoya a Añez como solución interina en Bolivia para evitar el vacío hasta nuevas elecciones

Publicado 13/11/2019 21:55:29CET
La Alta Representante de Política Exterior de la UE, Federica Mogherini
La Alta Representante de Política Exterior de la UE, Federica Mogherini - Chr.Dogas/European Union/dpa

La Eurocámara pide elecciones transparentes y creíbles

BRUSELAS, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Alta Representante de Política Exterior de la Unión Europea, Federica Mogherini, ha apoyado este miércoles el nombramiento de Jeanine Añez como presidenta interina de Bolivia, con el objetivo de que permita allanar el camino hacia la celebración de nuevas elecciones creíbles y evitar entretanto el "vacío de poder".

"La Unión Europea apoya una solución institucional que permita que haya un Gobierno interino que permita preparar nuevas elecciones y evitar un vacío de poder que podría tener consecuencias para todo el país", ha expresado en un debate sobre la situación en Bolivia celebrado en el pleno del Parlamento europeo reunido en Estrasburgo (Francia).

La jefa de la diplomacia europea ha recordado que, según la situación actual, en la que han renunciado tanto el presidente Evo Morales como su vicepresidente y los presidentes del Senado y de la Cámara de Diputados, "la siguiente en la línea para asumir" la jefatura interina, de acuerdo con la Constitución, es la vicepresidenta del Senado.

Durante su intervención, Mogherini ha destacado el trabajo de la delegación de la UE en La Paz para tratar de acompañar los esfuerzos para una solución dialogada y pacífica entre las partes, una labor que, ha dicho, cumplen "de manera callada pero constante" y ello pese a las "difíciles circunstancias".

El objetivo de estos contactos, ha recalcado, es crear un espacio de diálogo donde los representantes del Gobierno, la oposición y la sociedad civil logren consensuar un "camino pacífico hacia nuevas elecciones".

ESPAÑA VE PRIORITARIO EVITAR UN ENFRENTAMIENTO

Fuentes españolas consultadas por Europa Press han señalado que se estaba buscando una posición conjunta de la UE, en un contexto en el que lo prioritario es evitar el enfrentamiento civil y el vacío de poder. Lo importante, explican estas fuentes, es celebrar cuanto antes elecciones libres y compartidas, es decir, aceptadas por todos los actores.

El Ministerio de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación emitió el lunes un comunicado en el que, además de condenar que el proceso hacia una convocatoria electoral se viese "distorsionado" por la "intervención de las Fuerzas Armadas y la Policía", llamaba a la celebración de unas nuevas elecciones por vías institucionales y pacíficas.

También para los grupos políticos en la Eurocámara debe ser una prioridad para la Unión Europea ayudar a que se convoquen nuevas elecciones en Bolivia y que se celebren de manera transparente y creíble, por lo que los eurodiputados en el debate han instado a Mogherini a enviar una misión electoral de observación cuando tengan lugar.

El debate de este miércoles ha abordado la crisis en Bolivia provocada por las graves irregularidades en las elecciones de octubre y las protestas y violencia que se desencadenaron después, hasta la salida de Morales, ahora en México. Los eurodiputados votarán en el próximo pleno, la última semana de noviembre, una resolución al respecto.

ELECCIONES LIBRES Y MISIÓN DE OBSERVACIÓN

Entretanto, todos los grupos que han intervenido se han mostrado convencidos de la necesidad de que tengan lugar unos nuevos comicios, aunque ha habido diferencias en el análisis de cómo se ha llegado a la crisis que atraviesa el país.

En nombre del Partido Popular Europeo, la española Pilar del Castillo, ha alertado de la "fragilidad política enorme" tras el fraude electoral y de la necesidad de "evitar que se 'cronifique'" esta crisis, por lo que ha apelado a nuevas elecciones "con todas las garantías" y una misión de observación internacional "fiable y competente".

El socialista Javi López, por su parte, también ha pedido elecciones "libres y justas" para asegurar una salida democrática a la situación en Bolivia, si bien ha querido subrayar que "no existen atajos y menos si están vinculados a la violencia". "Pedimos elecciones, institucionalidad, paz y futuro para Bolivia", ha remachado.

Por el grupo de los Liberales europeos, la eurodiputada del PNV Izaskun Bilbao, se ha referido al mandato de Morales como "claramente inconstitucional" y ha abogado por "reconducir la situación hacia la paz y la palabra".

También en la bancada de los liberales, el eurodiputado de Cs José Ramón Bauzá ha dicho que la manipulación de los resultados por parte de Morales fue "verdaderamente el golpe de Estado" y que depende de la Unión Europea mediar para que "Bolivia no se convierta en una nueva Venezuela".

El eurodiputado de Vox Hermann Tertsch ha hablado en nombre del grupo de Conservadores y Reformistas europeos para atacar a la izquierda por "proteger" a Morales y celebrar que haya fracaso en su intento de fraude, como parte de un proyecto mayor para "desestabilizar América Latina".

Finalmente, por la Izquierda Unitaria, el eurodiputado de Unidas Podemos Manu Pineda ha denunciado que la salida de Morales se debe a un "golpe de Estado" que debe ser condenado por la Eurocámara.

Al inicio de la sesión, Pineda pidió un cambio en la definición del debate para incluir la referencia a que la discusión portaba sobre la situación del país "tras el golpe de Estado", pero esta modificación ha sido rechazada por el pleno con 234 votos en contra, 41 a favor y 88 abstenciones.

En contra han votado los eurodiputados del PP, Ciudadanos y PNV, mientras que la mayoría del PSOE se ha abstenido. Junto a Unidas Podemos han votado a favor de referirse al golpe de Estado los eurodiputados del PSOE Juan Fernando López Aguilar y Jonás Fernández.

Contador

Para leer más