Publicado 09/02/2022 18:32

Von der Leyen anuncia 1.600 millones en ayudas directas para Marruecos en el plan de infraestructuras global

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.
La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. - Claudio Centonze/European Commis / DPA

BRUSELAS, 9 Feb. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, ha anunciado este miércoles de visita en Marruecos que el país se beneficiará de 1.600 millones en ayudas directas en el marco del plan de infraestructuras global de la UE, Global Gateway, con el que el bloque europeo quiere contrarrestar la influencia mundial de China.

El anuncio llega en el primer viaje de Von der Leyen al reino alauí, donde se ha reunido con el primer ministro marroquí, Aziz Ajanuch. "La UE invierte 1.600 millones en Marruecos. Es una gran oportunidad para la transición verde y digital. Espero que realicemos juntos grandes proyectos para beneficiar a los marroquíes", ha desvelado la líder del Ejecutivo europeo en un mensaje en Twitter.

La idea es que Global Gateway se convierta en el principal instrumento de la UE para cooperar con terceros países durante los próximos años. Desde Rabat, la conservadora alemana ha planteado ahondar la relación con Marruecos para desarrollar "la primera asociación verde" de la UE con un país tercero y avanzar conjuntamente en el campo de las energías renovables.

Desde 2014 a 2020, Marruecos se benefició de 1.400 millones de euros a través de distintos mecanismos de cooperación europeos. A esto habría que sumarle otros 238 millones que se canalizaron a través de proyectos apoyados por el Fondo Fiduciario de Emergencia para África.

Fuentes europeas señalan que a estas subvenciones, las primeras que anuncia Von der Leyen en el terreno, les seguirán 1.000 millones previstos para Egipto y otros 2.500 para Jordania en el marco de Global Gateway.

Bajo este plan, la UE invertirá 300.000 millones en infraestructuras, energía y conexiones de transporte en todo el mundo, con la idea de jugar un mayor papel geopolítico en las relaciones comerciales y ser una "alternativa" a China.