Publicado 25/04/2016 17:06CET

El 78% de los asistentes a 'Plenilunio SC' valora la iniciativa como buena o muy buena

Prenilunio SC
CEDIDA

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 25 Abr. (EUROPA PRESS) -

El 78% del público asistente al Plenilunio Santa Cruz ha valorado como buena o muy buena la iniciativa, de acuerdo con los resultados de una encuesta elaborada por el Ayuntamiento capitalino sobre el terreno el mismo sábado.

De la encuesta, en la que participaron más de 500 personas, se concluye que el 44% de los entrevistados considera muy buena la jornada, mientras que el 34% la califica como buena. El 21% asegura que es regular, mientras que únicamente el 1% le da una valoración de mala o muy mala.

Según el alcalde de Santa Cruz, José Manuel Bermúdez, "los datos obtenidos confirman la percepción que ya teníamos muchos el pasado sábado desde primeras horas, dada la gran afluencia de público al centro de nuestra ciudad".

Bermúdez explicó que Plenilunio "no sólo es una magnífica propuesta de ocio para toda la familia y una oportunidad de negocio para los empresarios, sino una iniciativa con la que todos contribuyen a construir una ciudad cada vez más viva, animada y atractiva".

El alcalde adelantó que el Ayuntamiento seguirá impulsando nuevas ediciones de Plenilunio y de otras iniciativas similares que permitan el fortalecimiento del tejido empresarial y la mejora de la oferta de ocio.

Los asistentes encuestados también expresaron su conformidad mayoritaria con la fecha elegida para esta primera edición, de suerte que el 83% la consideró como genial; el 15% aseguró que le era indiferente y el 2%, fatal. Preguntados por la organización del evento, el 76% la calificó como buena, el 36% muy buena y el 24% la definió como regular.

En cuanto a la procedencia del público, el 59% fueron residentes en el municipio de Santa Cruz; el 21%, de La laguna; el 15% de otros municipios de Tenerife, y el resto de otras islas, Península o extranjero.

La mayor parte de los visitantes (38%) acudió a Plenilunio en familia, mientras que un 32% lo hicieron en pareja, un 18% con amigos y un 12% solos.

UNA MARCA CONSOLIDADA.

El concejal de Promoción Económica, Alfonso Cabello, se felicitó por el éxito de público de la jornada y agradeció a todos aquellos que colaboraron en el desarrollo de la iniciativa. "Al Ayuntamiento le toca liderar, pero quien de verdad hace que las cosas ocurran es la gente", subrayó.

Plenilunio, indicó el concejal, "es ya una marca consolidada en la ciudad y en la Isla, que atrae a numeroso público y que contribuye a proyectar nuestras fortalezas como centro de la actividad comercial en la Isla y como referente también en el sector del ocio, la hostelería o la restauración".

Cabello quiso recordar que el próximo Plenilunio tendrá lugar durante el mes de septiembre y que, hasta entonces, el Ayuntamiento seguirá impulsando otras iniciativas de dinamización, como el programa de apertura comercial dominical 'Ven a Santa Cruz'.

"Queremos que pasen muchas y buenas cosas en nuestra ciudad y la gente está respaldando con su participación todos estos programas, lo cual es una magnífica noticia para la capital", indicó.

ASISTENCIA A ESPACIOS CERRADOS.

Independiente del número de visitantes al Plenilunio del pasado sábado, cuya cuantificación queda pendiente, los recintos que ofrecieron actividades durante la jornada registraron una muy buena afluencia.

Tenerife Espacio de las Artes (TEA), por ejemplo, concentró a 3.500 personas durante toda la jornada; el Palacio de Carta, 1.200; el Museo Militar de Almeyda, 1.000 personas; el edificio de Capitanía General fue visitado por 1.180 personas, y la Casa de Cultura, 500.

A estas cifras se pueden añadir también las 1.000 personas que participaron en la Marcha de la Cruz Roja o las más de 3.000 raciones dispensadas en las 'food truck' instaladas en el Parque García Sanabria. En este escenario también se celebró el 'Le Good Market', cuyos organizadores estiman las ventas registradas en unos 40.000 euros.

De la misa manera, los libreros ha quedado satisfechos con las ventas de los puestos instalados en la calle Valentín Sanz con motivo de la mini-feria del libro.